El 2 de mayo de 1808, Francisco de Goya.

El 2 de mayo de 1808 en Madrid, también es conocido como La lucha contra los mamelucos o simplemente El 2 de mayo. Es una de las obras maestras del genio de Fuendetodos, Francisco de Goya y Lucientes.

Fue pintado en 1814, seis años después de que los hechos sucedieran. Hace pareja con Los fusilamientos del monte de Príncipe Pío, asimismo llamado El 3 de mayo.

En este lienzo de grandes dimensiones, 2,68 x 3,47 metros, Goya trató de plasmar los horrores de la Guerra de la Independencia.

Se encuentra en la sala 064 del Museo Nacional del Prado.  Allí ingresó antes de 1834 procedente de las colecciones reales.

el 2 de mayo Goya
Francisco de Goya. El 2 de mayo de 1808.

Concluida la Guerra de la Independencia, Fernando VII regresó a España en 1814.  Para conmemorar el levantamiento del pueblo madrileño ante el tirano francés, el gobierno de la Regencia, las Cortes y el Ayuntamiento de Madrid idearon toda una serie de actos.

Dentro de este ambiente, Goya se ofreció a realizar dos cuadros.  En ellos quería mostraran la heroicidad y el sacrificio del pueblo español y en concreto el de Madrid. Esas obras fueron: El 2 de mayo y Los fusilamientos del monte de Príncipe Pio.

Las causas del levantamiento

En la mañana del 2 de mayo 1808, un rumor recorrió la villa de Madrid.  El último miembro de la Familia Real iba a abandonar el Palacio Real. Se trataba del Infante Francisco de Paula.

La excusa era el rencuentro con sus padres, el rey Carlos IV y María Luisa de Parma, en Burdeos. El pueblo de Madrid no podía consentir tal hecho.

Los madrileños, provistos de cualquier tipo de arma, se sublevaron. La violencia fue extrema y sorprendió a las tropas francesas.

Joaquín Murat, general del ejercito de Francia, no dudo en actuar con absoluta crudeza. Todos aquellos sospechosos de haber formado parte de la revuelta, fueron detenidos y encarcelados.

Se registraron domicilios. Y todo hombre, mujer o niño que tuviera heridas o portara algún instrumento punzante fue apresado.

Hacia las dos del mediodía la rebelión estaba completamente sofocada. Los detenidos, sin juicio previo, fueron ejecutados.

A continuación, realizaremos un análisis de los aspectos más interesantes de este cuadro: El 2 de mayo en Madrid.

El escenario

Sabemos que el motín comenzó el 2 de mayo en las proximidades del Palacio Real. Y, poco a poco, se extendió por toda la ciudad.

Sin embargo, no está muy claro cuál fue el escenario elegido por Goya para su obra.

Algunos historiadores afirman que se trata de la Puerta del Sol, otros señalan la plaza de la Cebada, o la calle Carretas con la iglesia del Buen Suceso (hoy desaparecida).

La tesis más defendida es que se trata de la calle Nueva (hoy calle de Bailén).  Así, a la izquierda vemos el Palacio Real, y al fondo la cúpula de la basílica de San Francisco el Grande.

el 2 de mayo Goya
Detalle cúpula de San Francisco el Grande
Detalle fachada Palacio Real

Los mamelucos

El ejército francés los había incorporado en sus filas debido a su destreza con las armas. Pero sobre todo, por su crudeza en el campo de batalla.

Llegaron a Madrid en marzo de 1808. Formaban parte de la escolta del general Murat.

Durante la rebelión popular del 2 de mayo se encontraban asentados en Carabanchel. Rápidamente acudieron a auxiliar a los soldados franceses.

Sin duda alguna, su presencia en esta obra no es arbitraria.  Goya los debió elegir por la ferocidad con la que actuaron.

Además, encontramos a un miembro del Regimiento de Dragones de la Emperatriz. Este fue un cuerpo de élite formado por soldados de caballería ligera.

el 2 de mayo Goya
Detalle de dos mamelucos
el 2 de mayo Goya
Dragón de la Emperatriz

Los sublevados

Goya nos presenta a hombres, mujeres y niños de todas las regiones de España.  Esto se deduce por las ropas que llevan. Con ello trasmite que el motín del 2 de mayo dio paso resistencia ante el ocupante tolerado.

Por otro lado, se trata de una escena de extrema violencia. Tal y cómo debió ser.  A la izquierda, un personaje apuñala de manera feroz el cuerpo de un mameluco ya muerto.

el 2 de mayo Goya
Detalle de la violencia
el 2 de mayo Goya
Detalle de la violencia

Al igual que en El 3 de mayo, en El 2 de mayo encontramos la sin razón de la violencia.

A la derecha, vemos un hombre que clava una barra al caballo blanco, víctima inocente. Y a la izquierda, a un joven junto a una mujer con las manos en gesto de súplica.

el 2 de mayo Goya
Detalle de los inocentes
el 2 de mayo Goya
Detalle del ataque al caballo blanco

En primer plano, encontramos los cadáveres tanto de civiles como de militares.

el 2 de mayo Goya
Detalle de un cadáver
el 2 de mayo Goya
Detalle de varios cadáveres

About the author

España Fascinante usa cookies para asegurarte una experiencia maravillosa. Si usted continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración y obtener más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar