Catedral de Barcelona

La catedral de la Santa Cruz y Santa Eulalia es la catedral de Barcelona, y sede del Arzobispado de Barcelona. Junto con la Sagrada Familia, es el templo más importante de la ciudad.

Tenemos noticias de un templo paleocristiano, levantado hacia el siglo IV. En esta primera basílica paleocristiana, una capilla acogía ya las reliquias de santa Eulalia. Anteriormente, habían sido escondidas para protegerlas de la invasión musulmana.

La primitiva basílica sufrió daños durante el ataque de Almanzor a Barcelona. No obstante, estuvo en pie hasta 1046. En este año, se inicia la construcción de la catedral románica. Finalmente, en 1298 se comenzó la edificación del templo gótico.

Se erigió durante el mandato del obispo Bernardo Pelegrí, y el reinado de Jaume II de Aragón. Las obras se finalizaron hacia 1450, tras cerca de ciento cincuenta años.

En el siglo XIX, Josep O. Mestres, siguiendo dibujos del proyecto inicial, realizó una nueva fachada neogótica y dos torre laterales. En 1913 se finalizó el cimborrio, trazado por Augusto Font Carreras.

Catedral de Barcelona
Fachada principal antes de su remodelación.

El exterior de la catedral de Barcelona.

La catedral cuenta con cinco puertas de acceso. La principal es la proyectada por Mestres, en estilo neogótico. Se compone de un arco apuntado con arquivoltas.  En ellas aparecen representados ángeles, profetas y reyes. Un mainel escultórico con la figura de Cristo, de Agapito Vallmitjana, separa la puerta en dos.

Además, a ambos lados de la puerta, se sitúan las figuras de los apóstoles, realizadas también por el escultor mencionado.

La puerta de San Ivo es la más antigua. Hasta la construcción de la fachada neogótica, fue el acceso principal. Se sitúa en el lado del Evangelio del transepto. Presenta un arco apuntado, en cuyo tímpano hay una imagen de Santa Eulalia, de finales del siglo XIV.

Catedral de Barcelona
Fachada principal.

Dando acceso al claustro, se encuentran la puerta de La Piedad y la puerta de Santa Eulalia. Ambas presentan un arco conopial. El tímpano de la primera contiene un relieve de la Piedad. El de la segunda, contiene una escultura de Santa Eulalia.

En último lugar, se encuentra la puerta de Santa Lucía. Permite acceder a la capilla exterior de la santa. Es la tercera puerta que da acceso al claustro. Se trata de una portada románica, con arquivoltas semicirculares y capiteles escultóricos.

Catedral de Barcelona
Puerta de La Piedad.

El interior de la catedral de Barcelona.

Una vez nos adentramos en el interior de la catedral de Barcelona, son muchas las obras de arte que se pueden apreciar. No obstante, en este post señalaremos aquello imprescindible en vuestra visita al templo.

En primer lugar, el Altar Mayor consta de un altar en piedra, sostenidos por dos capiteles visigodos. En este espacio, también se levanta la Exaltación de la Cruz, de Federic Marès. Hasta que se colocó, en 1967, había un retablo gótico dorado. Actualmente se encuentra en la parroquia de San Jaime.

Catedral de Barcelona
Altar mayor.

Bajo el presbiterio, se halla la cripta de Santa Eulalia, construida en el siglo XIV por Jaume Fabre. Se accede por una amplia escalera bajo un arco carpanel, casi plano. En el centro de la cripta, hay un sarcófago de alabastro de Lupo di Francesco. Está tallado con escenas del martirio de Santa Eulalia.

Catedral de Barcelona
Cripta de Santa Eulalia.

Llaman especialmente la atención los bellos vitrales, algunos de ellos realizados con cartones de Bartolomé Bermejo. También tienen un importante valor artístico las claves de las bóvedas. Sobresalen algunas como la clave con la Virgen de la Misericordia, o la de Santa Eulalia, sobre el presbiterio.

El coro se realizó entre los siglos XIV y XVI. En sus muros encontramos ménsulas con los profetas del Antiguo Testamento. La sillería y el púlpito están realizados en madera de roble. El púlpito tiene un fondo de tracerías, donde hay distintas imágenes de Jesucristo y los santos.

Entre los contrafuertes de la catedral, hay numerosas capillas, entre las que podemos encontrar bellos retablos barrocos.

Catedral de Barcelona
Vista interior desde el coro.

El claustro de la catedral de Barcelona goza de una gran belleza. Se trata de un claustro puramente gótico realizado entre el siglo XIV y XV. En el centro, se halla un jardín, reformado en el siglo XIX. En uno de los ángulos, hay un templete con una fuente, en cuyo centro aparece San Jorge luchando contra el dragón.

Claustro.

Tres de sus pandas presentan capillas, pertenecientes a gremios y familias que ayudaron a financiar la catedral. Destaca la capilla de la familia Sanllehy, con un Entierro de Cristo, realizado por Josep Llimona.

En un ángulo del claustro también se encuentra la capilla de Santa Lucía. Es una capilla protogótica, del siglo XIII. Presenta dos sepulcros bajo arcosolios. Uno pertenece a Arnu de Gurb; el otro a Francesc de Santa Coloma. Este último cuenta con un calvario en piedra y fondo de cristal azul.

Catedral de Barcelona
Entierro de Cristo, Josep Llimona | Didier Descouens.

Dirección: Pla de la Seu, s/n, 08002 Barcelona.
Teléfono: 933 15 15 54

Aquí obtendrás información sobre tus entradas, así como el horario actualizado de la Catedral de Barcelona.

Además, si deseas permanecer por más tiempo en Barcelona, te recomendamos los mejores alojamientos. También te informamos sobre los mejores restaurantes.

About the author

España Fascinante usa cookies para asegurarte una experiencia maravillosa. Si usted continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración y obtener más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar