Que ver en Montserrat

Centro espiritual de Cataluña

El monasterio de Montserrat se encuentra en un maravilloso paraje natural a más de 700 metros de altitud. Allí, en pleno Parque Natural, se encuentra el gran santuario mariano de Catalunya, de turbulenta historia e importantes implicaciones identitarias.

Planifica tu escapada a Montserrat

Quien desee ver todo lo que puede ofrecer el complejo monumental y el entorno paisajístico debe de disponer de un día completo de visita e ir provisto de calzado adecuado; pues hay bastantes caminos que recorrer y cosas que ver en Montserrat. Además, los aficionados a la naturaleza pueden expandir sus excursiones por el Parque Natural de Montserrat y aprovechar las opciones de turismo activo dentro del mismo y en el vecino Parque Natural de Sant LLorenç de Munt. En nuestra página Dormir y Comer en Montserrat se encuentra toda la información para disfrutar al máximo de la gastronomía local, así como una lista de establecimientos de los alrededores.

¿Quieres conocer este sitio?

Como en el caso de Covadonga, el remoto origen de este santuario mariano tiene directa relación con los primeros momentos de la Reconquista. Según la leyenda, la imagen fue hallada hacia el año 880 en una cueva tras su milagrosa aparición ante unos pastores. Se extiende el fervor por la imagen y van surgiendo las ermitas de Santa María, San Acisclo, San Pedro y San Martín. La devoción crecerá aún más a partir del año 888, cuando el conde Wifredo el Velloso hace donación de la ermita de Santa María de Montserrat a la abadía de Ripoll.

A partir del siglo X se empieza a desarrollar el núcleo originario de la cercana villa de Monistrol, que crece al amparo de la abadía y prospera por la afluencia de peregrinos. Hacia el 1025 el inteligente abad Oliba creó una nueva comunidad monástica en el lugar de la ermita de Santa María que, a partir del año 1082, cuenta con un abad propio pero seguirá dependiendo de Ripoll.

Ya en 1239 aparecen referencias documentales al santuario, entonces muy transitado por peregrinos. En 1410 se convierte en una abadía plenamente independiente de Ripoll. En 1476 se edifica su claustro gótico. En 1493 el rey Fernando el Católico hace traer desde Valladolid a una docena de monjes, por lo que Montserrat pasa a depender de la comunidad de la ciudad castellana.y es entonces cuando el monje Bernat Boil se marcha para acompañar a Cristobal Colón en sus viajes lo que contribuyó a que se extendiera por América el culto a esta virgen y que se impusiera el nombre de Montserrat a una de las islas descubiertas.

El 25 de marzo de 1522 llegó a la iglesia el caballero guipuzcoano Iñigo de Loiola, que se desprendió de sus vestidos y su espada, ofreciéndoselos a la Virgen y, después de pernoctar en la hospedería, se marchó, descalzo y vestido con harapos, hacia Manresa donde escribiría sus célebres Ejercicios Espirituales.

foto antigua monserrat
Interior de la Basílica

En 1592 se consagró la actual iglesia. La abadía vive momentos de esplendor sobre todo en los siglos XVII y XVIII gracias a su intensa actividad cultural y musical.

Durante la primera mitad del siglo XIX el monasterio sufrió graves daños. En 1811 y 1812 fue saqueado por las tropas francesas, perdiéndose muchos de sus tesoros. En 1835 la desamortización de los bienes eclesiásticos provocó la evacuación del monasterio por su comunidad pero, ya en 1844, volvió a recuperarse la vida monástica.

El 30 de junio de 1873, el Infante don Alfonso Carlos de Borbón, hermano del pretendiente carlista, se presentó con sus tropas en el monasterio, celebrando una solemne ceremonia de consagración de su ejército al Sagrado Corazón de Jesús. En 1881, un año después de celebrarse su milenario, el Papa León XIII proclama a la virgen de Montserrat Patrona de Catalunya.

En julio de 1936 sus monjes fueron detenidos y el complejo pasó a quedar en manos de la Generalitat. Durante la guerra, veintitrés de sus monjes fueron martirizados. Aquella afrenta y la veneración a la imagen provocó que los carlistas catalanes formaran el tercio de requetés de Montserrat, que fue la unidad del ejército franquista que sufrió más bajas y resultó más condecorada. En 1947 se volvió a entronizar su imagen, que con los años iría reuniendo a los cristianos catalanes, convirtiéndose en un centro de identidad y sentimiento catalanista durante el franquismo.

Entre los días 12 y 14 de diciembre de 1970 se encerraron en Montserrat unos 300 personajes catalanes en solidaridad con los procesados por el franquismo en el llamado Proceso de Burgos, por el que varios terroristas de ETA fueron condenados a muerte (penas que no se cumplieron). Actualmente contiene una de las mejores bibliotecas de España y tiene una famosa escolanía.

La Basílica, adaptada a las complejas características orográficas del escarpado lugar en que se enclava, hubo de ser rehecha en buena medida tras la Guerra de la Independencia, si bien aún mantiene elementos primitivos de su fábrica del siglo XVI.

En su atrio del XVIII destaca el trabajo escultórico realizado por el artista Josep Clarà, quien representó a San Juan Bautista y San José. La iglesia, de una nave, aún ofrece rasgos de transición del gótico al renacimiento. La parte principal es el camarín, al que se llega mediante una monumental escalera, construido entre 1867 y 1884 siguiendo una planta circular y un estilo historicista medievalizante. Allí está la imagen de la Patrona, conocida popularmente como “La Moreneta” debido a su color negruzco (por el deterioro y el paso del tiempo). La escultura es una sobresaliente pieza de estilo románico datada a finales del siglo XII.

basilica monasterio monserrat
Basílica y el Monasterio

Entre las dependencias monásticas que siguen en uso están la Sala Capitular, el gran Refectorio (s. XVII), reinterpretado por el arquitecto Puig i Cadafalch en 1925, y el original claustro hecho en estilo neorrománico en esas fechas. En la Biblioteca se custodia el célebre Libro Vermell (ss. XIV-XV) además de un rico fondo en que destacan los cuatrocientos incunables.

En el conjunto de Montserrat se encuentra un destacado Museo con una sección dedicada a la iconografía de la Virgen de Montserra; objetos bíblicos traídos de Tierra Santa; una obra del pintor italiano Caravaggio; obras de impresionistas y postimpresionistas franceses (Degas, Monet o Pisarro); pintura catalana de los siglos XIX y XX (Rusiñol, Casas, Picasso, Dalí) y no catalanes como Regoyos etc…

El Parque Natural de Montserrat (el nombre proviene de “montaña aserrada”) posee un gran interés geológico, botánico y faunístico. Su brusco y rocoso aspecto convive con extensos bosques de encinas, pinos, tilos o tejos, poblados además por jabalíes, lobos, águilas, corzos, salamandras y ardillas. Entre las cumbres de mediana dificultad destaca Gorro Frigi (1152 m), desde la que se observa la abadía enmarcada por su grandioso entorno.

Asimismo, la montaña contiene hasta quince ermitas, siendo de interés las de Sant BenetSant JaumeSant Onofre y Santa Ana. Todas ellas sufrieron graves daños durante la ocupación napoleónica. Además, a apenas unos kilómetros del gran santuario, se halla el Monasterio de Santa Cecilia (s. X), una de las joyas del primer románico catalán que, desde el siglo XVI, pasó a depender de la abadía benedictina de Montserrat.

Aparte es conveniente pasear por las calles de Monistrol de Montserrat, donde destaca el Palau Prioral, una magnífica construcción (s. XIV) en que sobresale su claustro gótico. De la misma época es el Puente de los Peregrinos, también hecho por iniciativa de la abadía de Montserrat y que sorprende por sus dimensiones. El aire antiguo de la localidad se mantiene en la vecina calle de San Juan, donde aún se puede ver un arco-pasadizo con ventana gótica en la parte superior y muy cerca, la Plaza del Bo-Bo, que fue epicentro del mercado en tiempos medievales y resalta por sus hermosas portaladas.

Por último, cabe señalar que al tiempo que se alzaba la basílica de Montserrat se construyó la Iglesia Parroquial de San Pedro, una iglesia renacentista que ocupa el solar de una anterior. Y precisamente hacia la poderosa abadía llevaba el antiguo paso cubierto de los Espilons, también de origen medieval.

Imprescindibles

Dónde dormir en Montserrat
Interior de la Basílica
Dónde dormir en Montserrat
Virgen de Montserrat

Datos prácticos

Coordenadas

Monistrol de Montserrat
41° 36′ 34″ N, 1° 50′ 31″ E

Distancias

Barcelona 61 km, Madrid 579 km

Aparcamiento

En el Santuario existe un servicio de aparcamiento de pago. Además, se puede estacionar el vehículo en un gran parking gratuito situado junto a la C-55 y desde el que se toma un tren de cremallera que lleva directamente al monasterio.

Altitud

250 m

Habitantes

Monistrol de Montserrat 2 993 (2012)

Fiesta Mayor de Invierno (San Sebastián, 20 de enero), Fiesta de la Virgen de Montserrat (27 de abril), Fiesta Mayor de Verano (San Jaime, 25 de julio)

Feria del Requesón y la Coca de Monistrol de Montserrat (octubre)

En La Botiga del Monasterio se encuentran imágenes, medallas, y otros artículos religiosos; dulces, licor Ratafía de Montserrat etc…

Otros destinos próximos

Comentarios Facebook

About the author

Simple Share Buttons
Simple Share Buttons

Utilizamos cookies de terceros para mejorar la usabilidad para dispositivo de usuario. Si usted continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración y obtener más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar