Que ver en Sóller

Valle y puerto

Sóller es un municipio situado al noroeste de la isla de Mallorca. Ocupa el valle homónimo y se abre al mar por el Port de Sóller, enclave de grandes acontecimientos históricos. Tiene multitud de oportunidades de excursiones en su zona.

Planifica tu escapada a Soller

Enclavado en en la Sierra de Tramuntana Soller es una importante población con monumentos que reflejan su pasado y una variada oferta cultural. Entre las excursiones más importantes están la cartuja de Valldemosa y la artística población de Deià; otra opción es hacer una ruta al espectacular Barranco de Biniaraix. Una apetecible excursión de un día completo es tomar la carretera Ma10 hacia el norte hasta Torrente de Pareis, pasando el día en su bellísimo entorno. Finalmente una clásica opción para excursión de día y hacer compras es la ciudad de Palma de Mallorca, a la que se puede acceder en su famoso tren. Las opciones para comer u hospedarse en la zona las reunimos en nuestra página Dormir y Comer en Soller.

¿Quieres conocer este sitio?

En la zona, las huellas más antiguas de población están situadas en la cueva de Muleta, donde se han localizado huesos humanos del 4000 a.C. que se pueden ver ahora en el Museo de Ciencias de Sóller. Existen otros 94 yacimientos arqueológicos documentados en los alrededores, entre los que se han encontrado diversos vestigios, como dos figuras de bronce de una divinidad bélica datadas entre los siglos IV y II a. C., actualmente en el Museo de Mallorca.

La historia de Sóller transcurre sin acontecimientos conocidos hasta la dominación árabe, que se prolonga hasta 1229. El legado dejado por esta civilización es pobre en monumentos pero muy importante etnográfica y lingüísticamente. Muchos nombres geográficos son de origen árabe, como Binibassí o Biniaraix (Bini significa casa). También la palabra Sóller puede provenir del árabe suliar, que significa concha.

La localidad fue uno de los últimos lugares en ser ocupados durante la conquista catalana de Mallorca en 1229. Como era habitual, el rey Jaime I de Aragón repartió la isla entre los caballeros que le acompañaron en la conquista. De este modo, Sóller y su valle fueron asignados a dos nobles procedentes del Pirineo: Hugo de Ampurias y Gastón de Bearn, quienes a su vez cedieron terrenos a sus colonos.

Al igual que el resto de la isla, Sóller estuvo marcada por el peligro de incursiones marítimas enemigas, especialmente durante los siglos XV y XVI. En el año 1542, los turcos atacaron e incendiaron el santuario de Santa Catalina, y acabaron siendo expulsados. En mayo de 1561 desembarcaron en Ses Puntes unos 1600 corsarios argelinos comandados por Otxali y Yusuf-Arrais. Aunque consiguieron saquear la población, la mayoría de ellos acabaron muertos cuando regresaban con el botín y los esclavos. En la defensa participó una famosa partida de bandoleros, que por este motivo fue perdonada por el rey Felipe II. Estos hechos se recuerdan cada año en la fiesta de Moros i Cristians, que se celebra cada segundo fin de semana de mayo desde 1885. Como consecuencia de estos ataques se levantaron la Torre Picada, el Castillo del Port de Sóller y la Muralla del pueblo, de la que se conserva un fragmento junto a la Iglesia Parroquial.

estacion soller foto antigua
Estación de Ferrocarril de Sóller

Sóller ha destacado a lo largo de décadas por su industria textil y por la exportación de naranjas y limones al sur de Francia. En 1912 se inauguró una línea de ferrocarril propia que conducía a Palma de Mallorca. Mediante el tranvía, hoy en día uno de los atractivos turísticos que ofrece el valle, se alargó la línea 4 kilómetros hasta el Port de Sóller.

La economía actual del municipio se basa en la producción de cítricos, algarrobo, olivo y almendro. Es también residencia de numerosos artistas que buscan la tranquilidad en este valle lleno de historia.

El pueblo de Sóller se encuentra en un atractivo paraje natural, en un gran valle fértil a los pies de las montañas y próximo al mar. En el centro de su núcleo urbano se sitúa la Plaza de la Constitución, rodeada de edificios de carácter modernista. En Sóller hay que ver la Iglesia de San Bartolomé, que ha sufrido diversas modificaciones desde su construcción originaria en 1236. Actualmente presenta una estructura barroca ejecutada entre los siglos XVI-XVIII, un campanario neogótico y una fachada modernista diseñada por el arquitecto Joan Rubió, seguidor de Antonio Gaudí, en el año 1904. Está concebida simétricamente y cuenta con tres aperturas con forma de ojiva y un gran rosetón sobre la portada principal. En la fachada se ve un frontón escalonado con ocho huecos pensados para alojar ocho esculturas que nunca llegaron a ser realizadas. La iglesia fue declarada Bien de Interés Cultural, en 2003, por el Consell Insular de Mallorca. La Plaza de la Constitución es también el lugar donde se alza el Ayuntamiento y el Banco de Sóller, este último construido con el dinero de los emigrantes. Inaugurado en 1912, es obra también de Joan Rubió, quien le dio un aspecto típicamente modernista. Destaca la doble tribuna volada, el portal con arco de medio punto y el forjado de las ventanas.

Las estrechas calles del núcleo, como el Carrer de Sa Lluna, son aún deudoras de su pasado medieval. En esta vía se encuentra la Casa de la Lluna, que lleva el motivo de su nombre esculpido en piedra en la fachada. Fue construida en el siglo XV y declarada Bien Catalogado en 2006.

En todo el pueblo hay numerosos lugares que encierran jardines privados como los de Can Canals, en la Gran Vía; Can Parús, en el Carrer de Sa Lluna; Can Cremat y Can Puig, ambos junto al mercado. Todos ellos se componen de cipreses, pérgolas, fuentes y azulejos. En Can Prohom se encuentra el Museo Balear de Ciencias Naturales, cuya área visitable comprende también, aparte del museo, un hermoso jardín de plantas silvestres. El museo cuenta con un herbario, biblioteca especializada y banco de semillas.

Y si por algo destaca Sóller, aparte de por su maravilloso puerto, es por su Estación de Ferrocarril y su tren con vagones de madera, convertidos en el gran atractivo turístico de la localidad. En la fachada podemos ver una lápida dedicada al promotor local del ferrocarril, Jeroni Estades. El tren sirvió para conectar la villa con el resto de la isla, especialmente con la capital, y desde ella se aumentó la vía hasta el Port de Sóller con un tranvía.

Al puerto se llega más o menos en media hora por un precio de cinco euros. Allí pueden visitarse lugares destacados como el propio puerto, que es el único espacio de refugio náutico en la costa brava de Mallorca y que ha sido sede de numerosos avatares históricos. Desde aquí se realizan excursiones en barca a diferentes calas turísticas como Torrent de Pareis o Formentor.

En el Pórt de Sóller también debe visitarse la Torre Picada, una torre defensiva y de vigilancia erigida entre 1614 y 1623 para prevenir los ataques de los piratas. Tiene forma troncocónica y dispone de paredes de más de tres metros de grosor, con una altura de 12 m. En su interior hay una escalera de caracol que conduce a la terraza. El Castillo del Puerto, también llamado Torre del Alcalde, fue construido originariamente con el mismo fin y actualmente es una vivienda particular. En el portal de entrada aún se puede ver el escudo de Sóller más antiguo que se conoce grabado en la piedra. Por último, es indispensable visitar el Santuario de Santa Catalina, construido en el siglo XIII y reconstruido en 1550, después de haber sido destruido por los piratas. De aquella época se conserva el portalón, la ventana y la espadaña del campanario. Actualmente se ha reconvertido en el Museo del Mar.

plaza constitucion soller mallorca
Plaza de la Constitución

La villa de Sóller tiene lo apacible del valle y la luminosidad del puerto que, en su conjunto, se convierten en los elementos esenciales para acompañar a una hermosa visita. Además, a lo largo del año, Sóller celebra diferentes festejos como los patronales de Sant Bartolomeu en agosto o El Firó en mayo. Esta última es una fiesta señalada y enraizada con la que se conmemora la gesta y posterior victoria de los sollerenses sobre los invasores del 11 de mayo de 1561.

Imprescindibles

Dónde dormir en Sóller
Puerto de Sóller
Dónde dormir en Sóller
Tren típico de Sóller

Datos prácticos

Coordenadas

39° 45′ 0″ N, 2° 42′ 0″ E

Distancias

Palma de Mallorca 24 km, Pollença 65 km, Manacor 73 km

Aparcamiento

Sin problemas en el valle y alrededores del pueblo

Altitud

56 m

Habitantes

14 229 (2013)

Patronales Sant Bartomeu (finales de agosto), Fiesta de moros y cristianos
“El Firó” (semana del segundo domingo de mayo), Fiestas de Sant Pere en el Puerto de Sóller (29 de junio), Vigilia de Nuestra Señora del Carmen (con romería de barcas por la bahía del Puerto de Sóller el 15 de julio)

Festival Internacional Folclórico Sa Mostra (una semana en el mes de julio)

Cooperativa Sant Bartomeu (aceite, confitura de naranja, limón, de oliva verde…). Ca’n Xim Tambora (empanadas)

Otros destinos próximos

Comentarios Facebook

About the author

Simple Share Buttons
Simple Share Buttons

Utilizamos cookies de terceros para mejorar la usabilidad para dispositivo de usuario. Si usted continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración y obtener más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar