Disfruta del otoño en estos trece hayedos de España

La tercera estación del año tiene muchos atractivos. Entre ellos se encuentra la caída de la hoja que, además de promover la nostalgia, genera una paleta de colores de una gran belleza. Caminar sobre estos mullidos o crujientes restos es una gran opción para esta época. Por ello, te traemos algunos de los mejores hayedos de España por los que pasear este otoño. Muchos de estos bosques de hayas se encuentran en Parques Naturales que son en sí mismos de gran interés. Además, varios han sido reconocidos como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

Hayedo de Tejera Negra en Guadalajara

Hayedos españoles para ir en otoño Tejera Negra

Hayedo de Tejera Negra.

El más importante de Castilla-La Mancha, es uno de los hayedos de España más recorridos en otoño. Se ubica en el extremo norte de la provincia de Guadalajara, en plena Sierra de Ayllón. Forma parte del Parque Natural de la Sierra Norte de Guadalajara, en el entorno de los pueblos negros. El bosque es uno de los más meridionales de su tipo y Patrimonio de la Humanidad. Posee dos rutas principales, una de acceso libre y otra que requiere reserva vía web. Dada su ubicación en la Sierra de Ayllón, cerca del Pico del Lobo y el Ocejón, no es buena idea visitar Tejera Negra en invierno, ya que las posibilidades de nieve son muy altas.

Hayedos de Saja-Besaya en Cantabria

Río en el hayedo de Saja-Besaya

Hayedo de Saja-Besaya.

Toca ir a la comunidad cántabra para conocer los hayedos del Parque Natural de Saja-Besaya. Este espacio destaca por los amplios desniveles creados por los ríos que le dan nombre. Con picos de más de dos mil metros, las zonas bajas quedan dominadas por los robles y las altas por abetos. En medio se sitúan los bosques de hayas, que muestran su mejor aspecto en otoño. Una gran variedad de fauna y notables miradores trufan los diversos recorridos posibles. El punto de referencia en cuanto a poblaciones Bárcena Mayor, única que se sitúa dentro del propio parque.

Hayedo de Aztaparreta en Navarra


Junto al de Lizardoa es uno de los dos bosques de hayas navarros Patrimonio de la Humanidad. En este caso, está asociado al Valle del Roncal, concretamente al entorno del Valle de Belagua. La principal particularidad de dicho lugar es que es el único valle glaciar en la provincia de Navarra. Esto supone que existan impresionantes recorridos por los macizos kársticos que dominan el paisaje. Con acceso desde Isaba, todo lo anterior hace que el de Aztaparreta sea uno de los mejores hayedos de España para visitar en otoño. No en vano, está entre los mejor conservados de Europa.

Hayedos de Ordesa en Huesca

Hayedo de Ordesa en otoño

Hayedo de Ordesa en otoño. | Alberto (Flickr)

Al igual que muchos de sus compañeros en esta lista, los Pirineos son el entorno donde se ubican los hayedos de Ordesa. Como su nombre indica, son parte del Parque Nacional oscense. Complementados con abetos en las altitudes más altas, recorrerlos son una de las mejores opciones para conocer el parque en otoño. Un manto de hojas rojizas guía al senderista hacia hitos como la famosa cascada de la Cola de Caballo. Como puntos de acceso destacan los pueblos BielsaFanlo y Torla.

Hayedo de Lizardoia en Navarra

Hayedos de la Selva de Irati

Hayedos de la Selva de Irati.

De vuelta a tierras pirenaicas navarras aguarda esta maravilla. Es el tercer bosque Patrimonio de la Humanidad en este artículo, parte destacada de la Selva de Irati. Este hayedo de España perfecto para ir en otoño tiene su centro de interpretación en Ochagavía. Desde allí se organizan varios tipos de rutas por los bosques que se extienden en los desniveles de los montes La Cuestión y Zabaleta.

Hayedos de Aizkorri-Aratz en Guipúzcoa

Hayedos de Aizkorri

Hayedos de Aizkorri. | Ketari

Este segmento del Parque Natural de Aizkorri-Aratz posee varios hayedos sobresalientes. Al respecto, cabe destacar la sierra de Altzania, con hitos como el monte Irumuga, que significa de las tres mugas o fronteras. Navarra, Guipúzcoa y Álava son los territorios coincidentes. Muy cerca queda el Túnel de San Adrían, Zalduondo o Zegama. Gracias al clima y disposición geográfica, el lugar acoge un sobresaliente bosque. Al igual que ocurre con otros hayedos de España ubicados en montaña, es mejor recorrerlos en otoño que en invierno, para evitar nieves y mal tiempo.

Hayedo de Montejo en Madrid

Hayedo de Montejo en otoño

Hayedo de Montejo.

Como Tejera Negra, este bosque se sitúa en el extenso macizo de Ayllón, es Patrimonio de la Humanidad y está entre los más sureños del país. Junto a las grandes hayas del hayedo de Montejo conviven abetos, cerezos, abedules o robles. Una armonía de gran belleza que genera una bella paleta cromática en otoño. Por ello, se amplían las limitadas visitas al lugar durante octubre y noviembre. A diferencia del resto del año, los lunes de dichos meses está abierto al público. En todo caso hay que reservar con antelación para obtener acceso a esta reserva de la Comunidad de Madrid.

Hayedos de los Cameros en La Rioja

Sierra cebollera y hayedos de Cameros

Sierra cebollera y hayedos de Cameros.

Estas amplias sierras riojanas son el hogar de algunos de los mejores hayedos de España para recorrer en otoño. Tales bosques se distribuyen por las dos divisiones que posee el conjunto, Camero Nuevo y Camero Viejo. Además, la visita puede discurrir por la Sierra Cebollera, único Parque Natural de La Rioja. Además, otra ventaja es que se puede usar Logroño como base para pernoctar, pues muchos de los entornos a visitar quedan a menos de una hora en coche.

Hayedo de Cuesta Fría en León

Muy cercano al de Asotín, es también Patrimonio de la Humanidad como parte de los de los Hayedos primigenios de los Cárpatos y otras regiones de Europa. Asimismo, comparte el carácter fronterizo con Altzania, ya que se halla entre León, Asturias y Cantabria, en los Picos de Europa leoneses. Vigilado por los Moledizos, el hayedo de Cuesta Fría ve correr a los pies de la ladera en que se sitúa al río Dobra. Un todo en el que los ocres otoñales contrastan sobremanera con las montañas de caliza viva circundantes.

Hayedo de Santa Fe del Montseny en Barcelona

Hayedos españoles para ir en otoño Santa Fe del Montseny

Santa Fe del Montseny, uno de los hayedos españoles para visitar en otoño. | Miguel Gonzáles Paje

Siguiendo con los hayedos de España que recorrer en otoño, toca volver la mirada hacia Cataluña. Entre Barcelona y Girona se expande el magnífico Parque Natural de Montseny. Aunque las zonas de menor altura queden dominadas por encinas, al ascender se llegan a grandes extensiones de hayas. La más llamativa es la de Santa Fe, asociada al embalse del mismo nombre. Su popularidad hace que su acceso sea fácil incluso desde la misma Barcelona, que queda a poco más de una hora.

Hayedo de Asotín en León

Hayedo de Asotín

Hayedo de Asotín.

El acceso al Hayedo del Asotín, ubicado en el canal homónimo, es más complicado que en el caso de Cuesta Fría. Para disfrutar las vistas que uno de los hayedos de España más bonitos en otoño toca andar un buen rato. Desde Cordiñanes hay que tomar la Senda de la Rienda. Por tanto, conviene tanto tener algo de experiencia senderista como vigilar el tiempo antes de visitar esta maravilla natural. En todo caso, merece de sobra la pena y el esfuerzo.

Hayedo de La Pedrosa en Segovia

Uno de los hayedos de España que ver en otoño es el hayedo de Pedrosa

Hayedo de la Pedrosa. | Armando Gonzalez Alameda

Como ya se ha visto, el Sistema Central es muy apto para las hayas. Así, en los alrededores de Riaza se asienta el hayedo de la Pedrosa. Desde las laderas que acogen el bosque se obtienen grandes vistas de la cuenca del Riaza. Un acicate más para visitar la población de la provincia de Segovia.

Hayedo de Orlé en Asturias

Hayedo de Orlé, hayedos de España para otoño

Hayedo de Orlé. | Turismo de Asturias

El último de este repaso a los hayedos de España a los que ir en otoño es el de Orlé, en Asturias. Siguiendo el valle del río homónimo, en el Parque Natural de Redes, los bosques se extienden entre vegas y collados. Este recorrido líneal llega hasta Pendones desde Orlé y es de una dificultad fácil. Pese a ello, se debe tener en cuenta que no es circular y hay que desandar los 10 kilómetros que tiene.


About the author

Otras noticias de interés
Los límites con países vecinos son algo habitual para muchas localidades españolas. Ya sea en Más información
¿Te apetece que llegue la Navidad pero estás harto de los típicos planes? Si ya Más información
No a todo el mundo le gustan las calles repletas de luces, los mercados navideños Más información
[vc_row][vc_column][vc_column_text]Durante la última Asamblea Nacional de la Asociación Los Pueblos más Bonitos de España se Más información
[vc_row][vc_column][vc_column_text]Decidir cuáles son los pueblos más bonitos de Castilla y León es una tarea ardua, Más información