Alfarería y Cerámica de Soria: Tajueco y Quintana Redonda

La mayor parte de los centros alfareros de Soria están extinguidos. En cuanto a los productos de cerámica de Ágreda, se situaban en el llamado barrio árabe y fabricaron ollas, orzas, cántaros, jarras y otras piezas. La cerámica de Boós consistía en piezas exclusivamente para agua. La cerámica de Deza se formaba de objetos para agua con tierra blanca cocida con sal, y piezas para fuego vidriadas de color rojo. La cerámica de Alto del Viso consistía en ollas y otras vasijas, producidas en gran cantidad y comercializadas en las provincias limítrofes. La cerámica de Almazán se componía de cazuelas con unas características asas triples y decoración geométrica a base de ondas y punteados.

En relación con la loza esmaltada, también en Almazán, se hicieron en el siglo XVIII piezas para vajilla como, por ejemplo, platos con decoraciones imitando a la loza de Talavera de la reina.

De los centros que todavía siguen hoy en activo, hay dos localidades de gran tradición cerámica: Tajueco y Quintana Redonda, ambas caracterizadas por la gran calidad de sus barros.

La cerámica de Soria más conocida es la elaborada en Tajueco, porque ha sido y es el centro de producción tradicional más importante. Todavía en los años cincuenta había más de cuarenta familias dedicadas al oficio. En Tajueco se trabajaron multitud de piezas de vidriado plumbífero utilizados para el fuego como fuentes de horno, ollas, cazuelas, y también para contener los productos de la matanza, como las orzas. Otra producción de Tajueco estaba destinada al agua, con piezas como jarros y botijos, algunos muy característicos como el llamado botijo campanario y el botijo gallo.

El otro centro de cerámica de Soria más activo es la localidad de Quintana Redonda, porque está rodeada de buenos terrenos arcillosos, que ya fueron explotados desde la prehistoria. Entre las piezas de Quintana redonda para agua se hicieron allí cántaros, cantarillas y botijos de un característico color negro propio de la zona; éste es debido a la cocción en reducción con humo, que vuelve el barro rojo de color negro. Esta producción, típica de este centro alfarero de Quintana Redonda, se interrumpió en 1964 y fue recuperada en 1982 por Evelio Arnanz Modrego, que no sólo recuperó las formas tradicionales en barro negro, sino que creó otras formas artísticas nuevas con decoraciones bruñidas y esgrafiadas.

Además de los dos lugares antes mencionados, actualmente también se produce cerámica de Soria de calidad en la propia Soria capital, en Molinos de Razón y Sotillos del Rincón. En el directorio de la página ponemos como encontrar los centros de producción y venta de cerámica de Soria actuales.

Texto del Dr. Abraham Rubio Celada, Asesor de cerámica de la Fundación Zuloaga y Socio de EcraServicios Integrales de Arte.

LOCALIDAD NOMBRE
Molinos de Razón Cerámica Marta Arribas
Quintana Redonda Alfarería Evelio Arnanz
Soria Francisco Javier García Jiménez
Sotillo del Rincón Cerámica Molinos
Tajueco Cerámica Almafar

Imagen principal: M a n u e l

Comentarios Facebook

About the author

Simple Share Buttons
Simple Share Buttons

Utilizamos cookies de terceros para mejorar la usabilidad para dispositivo de usuario. Si usted continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración y obtener más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar