Qué ver en Alcalá de Henares

Ciudad Universitaria de Cervantes

Fue antigua ciudad romana y sede de una de las universidades más prestigiosas de Europa. Además es el lugar de nacimiento del célebre autor de El Quijote. Su bello casco histórico y su universidad son Patrimonio de la Humanidad, además de albergar un excelente ambiente y numerosas oportunidades gastronómicas. Te contamos la historia y lo mejor que ver en Alcalá de Henares.

Planifica tu escapada a Alcalá de Henares

El agradable recorrido por el casco histórico y el recorrido por lo que ver en Alcalá de Henares llevan todo un día. Esto incluye el yacimiento de la ciudad romana de Complutum. El patrimonio alcalaíno incluye la universidad, el palacio episcopal, el museo cervantino, la Casa Natal de Cervantes y la magistral.

La escapada puede continuar a dos destinos muy cercanos como Nuevo Baztán y Loeches. Mientras tanto, a nivel natural sobresale Parque natural del Sureste. A menos de media hora se sitúa la capital de la Alcarria, Guadalajara. Hay una enorme oferta hotelera y gastronómica en esta ciudad, reflejada en las páginas sobre dormir y comer en Alcalá de Henares.

¿Quieres conocer este sitio?

Para apreciar al cien por cien lo que ver en Alcalá de Henares es conveniente conocer su pasado. Hay restos arqueológicos que atestiguan la presencia de diferentes pueblos y culturas en la zona. Sobre la ciudad celtíbera se levantó la urbe romana de Complutum, de donde procede el gentilicio complutense. Este término deriva a su vez de compluvium o lugar en el que confluyen las aguas, por unirse en ella los ríos Henares, Camarmilla y Torote.

A sus afueras fueron degollados a principios del siglo IV los niños cristianos Justo y Pastor. Hoy se les conoce como los Santos Niños. Con la invasión árabe los habitantes de la villa se fueron desplazando a las afueras. A su vez, el núcleo originario de Complutum se convirtió en una alcazaba, Al Qal’at Wadi-l-hiyara.

En 1118 el arzobispo de Toledo reconquistó definitivamente Alcalá de Henares. Se convirtió en señorío eclesiástico al serle otorgada la villa como donación real por Alfonso VII de Castilla.

A partir de entonces, la población se fue organizando en torno al lugar del martirio de los Santos Niños. Aquí se construyó el antiguo templo de San Yuste, justo donde está hoy la magistral. Al quedar la iglesia bajo la advocación de San Yuste, la localidad fue llamada Burgo de Santiuste. Durante la Edad Media judíos, musulmanes y cristianos convivieron pacíficamente en la ciudad. Tanto la judería como la morería se encontraban entre las más relevantes de Castilla.

Como reflejo de esta convivencia y de estos tres barrios diferenciados, lo que ver en Alcalá de Henares hoy está marcado con placas cerámicas. Estas indicaciones informan a los visitantes de los lugares protagonistas del medievo. Muestran la cruz, una media luna o un candelabro de siete brazos según la religión a la que se adscribe el hito.

La localidad mutó varias veces de nombre. Después de eso, en el siglo XIV, ya se la denominaba Alcalá de Fenares. El hecho de que prevaleciera en topónimo fluvial frente al religioso puede deberse a la confluencia de las tres religiones.

Alcalá de Henares vio nacer a dos insignes escritores. El Arcipreste de Hita, autor del Libro de Buen Amor, fue dado a luz hacia el 1284. Mientras tanto, Miguel de Cervantes Saavedra llegó al mundo en 1547 y su carta de nacimiento se conserva en la Casa Consistorial.

Cada 23 de abril, aniversario de la muerte del célebre autor de El Quijote, se entrega en el Paraninfo de la Universidad de Alcalá de Henares el Premio Cervantes de Literatura. Como homenaje al escritor se creó también el Instituto Cervantes, con sede en el antiguo Colegio del Rey.

Que ver en Alcalá de Henares
Puerta de Madrid

Durante 1499, el Cardenal Cisneros fundó la Universidad Complutense, hito fundamental en el desarrollo de la cultura española. Por sus aulas pasaron notables personajes, como San Ignacio de Loyola, San Juan de la Cruz, Calderón de la Barca, Quevedo o Jovellanos.

La Universidad Complutense transformaría el trazado de la ciudad. Así, a lo largo de la Edad Moderna, muchas construcciones contribuirían a que Alcalá se convirtiera en un modelo de ciudad dedicada a la cultura. Este núcleo histórico se ha mantenido hasta la actualidad.

En el siglo XIX, tras la Desamortización de Mendizábal, el lugar perdió la hegemonía cultural y religiosa. El motivo fue que la Universidad Complutense fue clausurada y trasladada a Madrid en 1836. Asimismo, el Arzobispado se reubicó en Toledo.

No obstante, se pudo salvar el patrimonio de la villa gracias al esfuerzo de unas familias locales. Casi un siglo más tarde se conseguiría recuperar la universidad, denominada actualmente de Alcalá, y también la Sede Episcopal (1991).

En la actualidad, la ciudad es uno de los destinos turísticos con mayor riqueza cultural de España. Su principal atractivo, reconocido por la UNESCO en su declaración como Patrimonio de la Humanidad, radica en que conserva el primer modelo de Ciudad Universitaria de la Edad Moderna.

A continuación, lo mejor que ver en Alcalá de Henares.

La ciudad, en la ribera del río que le da nombre, es fiel reflejo del papel que la Historia, la Iglesia y la Cultura han tenido sobre su configuración urbana. Por seguir un criterio cronológico, la visita a lo que ver en Alcalá de Henares empieza al oeste del casco urbano.

En la Calle Madrid, entrada desde la capital española, se localiza la Casa de Hippolytus. Se trata de una de las varias villas señoriales que existieron alrededor de Complutum. En este caso, fue un colegio de jóvenes patricios. Sus estancias están distribuidas en torno a un patio central que conserva el mosaico original. Mostrando una escena de pesca, queda firmado por Hippolytus, quien da nombre a la casa.

A unos metros se encuentra el importante yacimiento de Complutum. El recorrido pasa por el foro, la basílica, el mercado, las termas y el llamado muro del milagro. Está excelentemente musealizado y los fines de semana ofrece visitas teatralizadas.

La zona del recinto amurallado, la oeste del caso histórico, es una de las mejores para aparcar gratuitamente. Junto a él se levanta el Centro de Interpretación del Burgo de Santiuste. A través de piezas originales y recreaciones virtuales se muestra cómo era la ciudad medieval.

En las inmediaciones se encuentra la Puerta de Madrid, acceso tradicional de la corte en la ruta con Madrid. De estilo neoclásico, el arzobispo de Toledo mandó construir este hito que ver en Alcalá de Henares para sustituir una de las puertas de las antiguas murallas. La entrada, junto con el resto de la muralla y el entorno de la calle Andrés Saborit, aparece en la película Espartaco (1960) de Stanley Kubrick.

También fuera del casco histórico, pero al otro lado de la ciudad, se encuentra el Palacio de Laredo. Actualmente acoge el Museo Cisneriano y el Centro Internacional de Estudios Históricos Cisneros. Esta construcción que ver en Alcalá de Henares fue levantado a mediados del siglo XIX como vivienda particular. De estilo neogótico-mudéjar, conserva interesantes piezas arqueológicas. También una edición original de la Biblia Políglota Complutense.

El centro neurálgico más notable que ver en Alcalá de Henares es la Plaza de Cervantes. En ella, antigua plaza del Mercado, se levanta el Monumento a Cervantes, obra del escultor Nicoli. En el extremo sur se encuentran las Capillas del Oidor y La Antezana, parte de la desparecida parroquia donde fue bautizado el escritor. Hoy albergan el Centro de Interpretación “Los Universos de Cervantes”, donde se conserva una copia de la partida de nacimiento del escritor.

Tras la Plaza de Cervantes, en dirección este, se localiza la Universidad de Alcalá-Colegio Mayor de San Ildefonso. Creada por el cardenal Cisneros, se trata del conjunto universitario renacentista más relevante de Europa. Fue el primer centro de su tipo que abrió sus puertas a los pobres, de acuerdo con los preceptos de la regla franciscana. Por eso aparece como elemento decorativo el cordón de la orden a la que perteneció Cisneros.

La fachada que diseñó Gil de Hontañón es una auténtica joya del plateresco español y refleja el espíritu imperial e intrépido de la época. Diversos medallones contienen las imágenes de los doctores de la Iglesia Católica. Dos alabarderos protegen la ventana de la antigua biblioteca, mientras que dos atlantes sujetan las columnas del saber. En el interior del frontón aparece Dios, bendiciendo con una mano y sosteniendo el planeta con la otra.

Otro elemento a destacar dentro del conjunto universitario que ver en Alcalá de Henares es el Patio de Santo Tomás de Villanueva. Lo trazó Juan Gómez de Mora (ca.1618) en un estilo sobrio. En lo alto se encuentran las figuras del santo y del cardenal Cisneros. Por su parte, el brocal del pozo está decorado con cisnes en alusión al mismo.

El siguiente patio a señalar se conoce como Patio Trilingüe, ya que en sus aulas se estudiaba latín, griego y hebreo. Pertenecía al Colegio Menor de San Jerónimo. La Escuela de Traductores preparó en él la edición de la Biblia Políglota. Hoy da cabida al Parador Nacional.

El Patio Trilingüe da acceso al Paraninfo Universitario, sala más emblemática del edificio. Acoge anualmente la entrega del Premio Cervantes. Desde el punto de visto artístico destacan su artesonado y pavimento mudéjares. Aquí tenían lugar solemnes actos académicos y las graduaciones de los estudiantes, de las que se cuentan muchas anécdotas. Aquellos que aprobaban salían por la “Puerta de la Gloria”. Los que suspendían lo hacían por la “Puerta de los Burros” y eran manteados. De ahí viene la expresión “ser un manta”.

Por otro lado, en la Edad Moderna había tres tipos de estudiantes: el rico, el becado y el “gorrón”. Este último era un sirviente del rico, del cual vivía, y se le distinguía por utilizar un gran gorro. Precisamente de ello ha derivado aquello de “ser un gorrón”.

universidad alcala henares
Fachada de la Universidad de Alcalá – Colegio Mayor de San Idefonso

La Capilla de San Ildefonso es el máximo ejemplo del estilo cisneriano que ver en Alcalá de Henares. Mezcla motivos góticos, mudéjares y renacentistas. En él se encuentra el Sepulcro en mármol de Carrara del Cardenal Cisneros (1521), obra de Bartolomé Ordóñez. Sin embargo, sus restos descansan en la Iglesia Magistral.

A lo largo de los siglos XVI y XVII se fundaron, en torno a la universidad, treinta y cuatro colegios menores, religiosos y seglares, además de los fundados por el cardenal Cisneros. Actualmente se conservan ocho conventos de monjas de clausura y un oratorio de padres filipenses, el único de varones. También varios edificios de gran valor arquitectónico. Renacentistas y barrocos, antes eran conventos pero ahora se destinan a diferentes usos.

De vuelta en la Plaza Cervantes se halla el Corral de Comedias de Alcalá (1601) uno de los teatros más antiguos de Europa. Su interior muestra la evolución del teatro europeo. Se trata un espacio abierto en una comunidad de vecinos que se convierte en un coliseo romántico, modelo italiano popularizado en el siglo XIX.

Visitando las distintas salas que ver en Alcalá de Henares se puede observar la disposición en la que se situaban los hombres y las mujeres de la España del Siglo de Oro y de etapas posteriores. También los cambios del escenario, la tramoya y los espacios en los que se preparaban los decorados de cada época.

La Calle Mayor fue el eje de la judería durante la Edad Media y es la vía con soportales mas larga de España. Originalmente los soportes eran de madera, aunque se fueron sustituyendo por columnas. Alguna original aún mantiene restos de colores rojo y azul con los que fue pintada durante las grandes fiestas del Siglo de Oro.

En el número 46 se encuentra el Hospital de Antezana. Se fundó en 1483 para atender a enfermos humildes. Se ha conservado en funcionamiento hasta la actualidad, siendo uno de los más antiguos de España. Según la tradición, aquí trabajó como cirujano sangrador Rodrigo de Cervantes, padre del insigne escritor Miguel de Cervantes. Destaca el doble alero mudéjar de la fachada y el patio central. Desde él se ve la habitación donde se recuperó San Ignacio de Loyola tras su viaje a pie de Barcelona a Alcalá.

Junto al Hospital de Antezana se ubica uno de los monumentos más literarios que ver en Alcalá de Henares. Se trata de la Casa Natal de Miguel de Cervantes. Esta es la finca en que, según la tradición, nació el escritor. Para ambientar el lugar, se ha hecho una recreación de una casa acomodada de los siglos XVI y XVII.

Así, en torno a un patio de columnas se distribuyen sus distintas estancias. Por ejemplo, la de labor, cocina, comedor, estrado de las damas, una con distintas ediciones de El Quijote y otra con distintos objetos. Así, se puede ver una bacinilla de aquellas que utilizaban los cirujanos y barberos. El ingenioso hidalgo usó una para cubrirse la cabeza.

Mientras tanto, en el antiguo Convento de Dominicos se aloja ahora el Museo Arqueológico Regional. Es un austero edificio del siglo XVII con portada de piedra y ventanas enrejadas. Conserva los restos arqueológicos más importantes de la Comunidad de Madrid, de entre los que destacan los mosaicos romanos de Complutum. Por ello es el espacio museístico más notable que ver en Alcalá de Henares.

Cerca de las mencionadas ruinas de Complutum se encuentra el Palacio Arzobispal. Fue la antigua residencia de los arzobispos de Toledo en Alcalá de Henares. Primero sirvió como castillo y después como palacio. Se empezó a construir a principios del siglo XIII y ha tenido muchas modificaciones y ampliaciones hasta el siglo XIX. Destaca la intervención de Alonso de Covarrubias.

El lugar presenta elementos mudéjares, renacentistas y barrocos. Además, en el Palacio Arzobispal nacieron Catalina de Aragón, hija menor de los Reyes Católicos y esposa de Enrique VIII de Inglaterra, y el emperador alemán Fernando, hijo de Juana la Loca. Asimismo, vio celebrarse la primera entrevista de los Reyes Católicos con Cristóbal Colón. Actualmente es la sede de la Diócesis de Alcalá de Henares.

Frente al Palacio se alza la Iglesia Magistral de los Santos Niños Justo y Pastor. Junto con la iglesia de San Pedro de Lovaina (Bélgica) es el único caso de Iglesia Magistral en el mundo. Este honor se debía a que todos los canónigos tenían ser profesores de universidad.

Se cree que la magistral ocupa el lugar de una capilla visigoda que albergaba los restos de los Santos Niños. En el siglo XV, el arzobispo Carrillo decidió construir una iglesia con dimensiones catedralicias. Continuó las obras el cardenal Mendoza, que encargó el proyecto a los canteros Antón y Enrique de Egas. El alcalaíno Pedro Gumiel fue el maestro de obras.

La transformación solo mantuvo la capilla subterránea de los mártires y la funeraria gótico-mudéjar del “tránsito”. El resultado fue un templo de estilo Cisneros, con influencia mudéjar y motivos decorativos renacentistas. Un siglo después, en 1527, Rodrigo Gil de Hontañón inició la construcción de la torre, en piedra de sillería. Fue rematada en el siglo XVII con un chapitel de influencia flamenca y tradición herreriana.

La construcción de la Magistral de los Santos Niños quedó finalizada durante el reinado de Felipe III. Por entonces se completó el claustro y la sala capitular actuales. En su interior descansan los restos del Cardenal Cisneros.

El último espacio que ver en Alcalá de Henares es el Museo de Esculturas al Aire Libre. Se distribuye en dos zonas diferenciadas de Alcalá. Una queda alrededor de las murallas que protegen el palacio arzobispal y la otra a lo largo de la Vía Complutense. Se compone de unas cincuenta obras, figurativas y abstractas. La mayoría son de artistas españoles, entre ellos Venancio Blanco, Pablo Serrano o Úrculo.

Para terminar, cabe destacar el curioso Tren de Cervantes, con destino directo a Alcalá de Henares. Durante el viaje de ida, un grupo de actores y figurantes vestidos a la usanza del Siglo de Oro representan algunos entremeses del genial escritor. Además, ofrecen a los viajeros productos típicos de la repostería alcalaína. El programa del viaje incluye una visita guiada por los monumentos más representativos.

Recorrido lo mejor que ver en Alcalá de Henares, aquí te dejamos más planes por la Comunidad de Madrid, así como las alternativas de turismo activo madrileñas.

Imprescindibles

Dónde dormir en Alcalá de Henares
Claustro de la Universidad
Dónde dormir en Alcalá de Henares
Santa María la Mayor

Datos prácticos

Coordenadas

40° 28′ 54.65″ N, 3° 21′ 51.32″ W

Distancias

Madrid 31 km, Guadalajara 22 Km

Aparcamiento

Gratuito en La Huerta del Obispo (junto al Palacio Arzobispal). El casco histórico es zona azul a diario. A partir de las 14:00 del sábado y durante todo el domingo gratuito.

Altitud

588 m

Habitantes

204 823 (2013)

Las principales festividades que ver en Alcalá de Henares son: los Santos Niños Justo y Pastor (fiestas patronales días 6 y 7 de agosto), “Allá por San Bartolomé” (24 de agosto) y la Virgen del Val (fiestas de la patrona, tercer domingo de septiembre).

Otros eventos que ver en Alcalá de Henares son: Semana gastronómica (hacia febrero y septiembre), Semana Santa (Fiesta de Interés Turístico Regional), Aniversario de la muerte de Cervantes (Fiesta de Interés Turístico Regional, 23 de abril), Festival de Teatro Clásico (normalmente en junio), Semana Cervantina (Fiesta de Interés Turístico Regional) y Festival de Cine de Alcalá (noviembre).


About the author

Otras noticias de interés
A lo largo de su historia, el territorio español no ha parado de ver surgir Más información
[vc_row][vc_column][vc_column_text]Cerca del Estrecho de Gibraltar se extiende este municipio famoso por sus espacios naturales y Más información
[vc_row][vc_column][vc_column_text]Surgida a raíz de la conquista británica de Gibraltar, este municipio gaditano fue creado por Más información
[vc_row][vc_column][vc_column_text]Parte del término municipal de Chiclana de la Frontera, esta zona ha destacado por muy Más información
[vc_row][vc_column][vc_column_text]A menos de 5 kilómetros de Benavente, río Órbigo mediante, se ubica esta localidad de Más información

España Fascinante usa cookies para asegurarte una experiencia maravillosa. Si usted continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración y obtener más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar