Lugares para Visitar Fascinantes

Con fama de alejada, Cuenca está asentada en la zona este de Castilla-La Mancha. Cuenta con muchas similitudes con la vecina provincia de Guadalajara. Ambas comparten la Alcarria o el Parque Natural del Alto Tajo, así como el carácter de sus gentes. Sin embargo, a la región no le faltan atractivos propios, ya sean naturales o ejecutados por la mano del hombre.

La ciudad de Cuenca se erige sobre terreno de serranía. Enclavada entre las hoces del Júcar y el Huécar, en la primera maravillan las Casas Colgadas. El conjunto urbano es sumamente vertical, lo que lo hace muy atractivo. La provincia de Cuenca acoge localidades que impresionan. Belmonte, San Clemente, Alarcón y Huete son algunas de ellas. Mención especial merece Uclés, cuyo monasterio era la casa central de la Orden de Santiago. Segóbriga es uno de los yacimientos romanos más importantes y mejor conservados de España.

Los paisajes fluviales son de lo mejor que ver en Cuenca, ya sea en el mencionado Parque Natural del Alto Tajo o en el de la Serranía de Cuenca, donde nace el río Júcar. Los requiebros, torcas y cañones son dignos de visitar. Con todo, las formaciones más conocidas y bellas son las de la Ciudad Encantada. El entorno es así ideal para el turismo de aventura y hace gala de grandes rutas de senderismo o de piragua. Las lagunas son también enclaves a destacar. Su particular fauna y flora pueden apreciarse en la Laguna de Manjavacas o las Laguna del Hito.

No te pierdas lo que ver en Cuenca

España Fascinante usa cookies para asegurarte una experiencia maravillosa. Si usted continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración y obtener más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar