Qué ver en el Santuario de Loyola-Loiola

Que ver en el Santuario de Loyola. El mayor relicario de España

Situado en el término municipal de Azpeitia y erigido en torno a la casa torre natal de San Ignacio, este extraordinario monumento es uno de los principales centros de peregrinación de España. Asimismo, posee innumerables obras de arte y reliquias.  A continuación todo lo que ver en el Santuario de Loyola.

Planifica tu escapada a Loiola

Recorrer los jardines del lugar lleva una mañana completa. A esto hay que sumar el resto de elementos que ver en el Santuario de Loyola, su iglesia y museo, lo que completa el día. Asimismo, desde aquí parte el apasionante Camino Ignaciano. Su situación en medio del valle del Urola lo convierte en la base de excursiones al imponente monte Izarraitz, así como a las villas forales de Azpeitia y Azkoitia. Otras alternativas son la localidad balnearia de Zestoa, el centro de interpretación de la Cueva de Ekain y el pueblo de Zumaia, con su parque del flysch.

Para pernoctar y llenar el estómago hay que acudir a la cercana Azpeitia. En estas páginas sobre dormir y comer encontrarás los mejores alojamientos al respecto.

¿Quieres conocer este sitio?

Toca repasar la historia local antes de ir a lo que ver en el Santuario de Loyola. A finales del siglo XIV, el banderizo oñacino Beltrán Ibáñez de Loyola erigió una torre de piedra sillería. Desde ella controlaría a los habitantes del valle del río Iraurgui, hoy Urola. En 1456 un nieto de Beltrán, pariente mayor de Juan Pérez de Loyola, desafió a los villanos de Azpeitia por la supremacía de la zona.

Poco después entró en Gipuzkoa Enrique IV quien derrotó a los Loyola. Como consecuencia, tuvieron que desterrarse y  desmochar sus torres. Fue durante 1460 cuando se reedificó la torre. Los obreros, que posiblemente eran moriscos, construyeron la mitad superior con ladrillos, en estilo mudéjar, con amplias ventanas y unos garitones ornamentales en sus esquinas.

Iñigo López de Loyola nació en la torre en 1491. Con el tiempo se convertiría en San Ignacio de Loyola. Treinta años más tarde sería herido defendiendo Pamplona. Por ello hubo que trasladarle en unas parihuelas hasta su casa solariega. Durante la convalecencia leyó libros sobre la vida de Cristo y tuvo una visión de la Virgen. Esto le llevo a dedicar su vida a Dios, jurando “servir a nuestro Señor, dejando todas las cosas del mundo”. Tras su muerte, fue beatificado en 1609 y canonizado en 1622.

Fotografía antigua del Santuario de Loyola
Fotografía antigua del Santuario de Loyola.

Alcanzado 1681, la torre natal de San Ignacio fue cedida a los jesuitas. La orden decidió construir un gran santuario que honrase a su fundador. El arquitecto italiano Carlo Fontana diseñó una majestuosa obra para envolver la casa natal, como un gran relicario que arropase el lugar de nacimiento de San Ignacio.

Las obras comenzaron en 1688 y la primera piedra se puso el día 28 de marzo de 1689. Sin embargo, no se concluirían hasta el siglo XX. Especialmente duro fue el revés derivado la expulsión de los jesuitas de España entre 1767 y 1816 a causa de la Matxinada de Azkoitia. Con todo, en 1921 el lugar consiguió ser reconocido por el Vaticano como Basílica Menor. Desde él parte el interesante Camino Ignaciano, que llega hasta Manresa.

A continuación, lo mejor que ver en el Santuario de Loyola-Loiola.

Edificado en el siglo XVII y preeminentemente barroco, el lugar sigue el diseño del arquitecto italiano Carlo Fontana. Se compone de una basílica en el centro flanqueada por dos alas rectangulares. Para su construcción se empleó piedra caliza del cercano monte Izarraitz. Hay tres partes que ver en el Santuario de Loyola: el cuerpo principal, la basílica y la casa natal de San Ignacio de Loiola.

El edificio principal se desarrolla a ambos lados de la basílica. Oculta en su interior pervive la torre donde nació el santo. Sus muros arrojan reflejos dorados cuando la luz de la puesta de sol incide en ellos. De este hito que ver en el Santuario de Loyola destacan sus dos escaleras imperiales, adornadas con estatuas de pontífices y santos. También es notable la fuente octogonal que se halla en el ante-refectorio.

Sin embargo, lo más impactante que ver en el Santuario de Loyola es su basílica. De planta circular, está dominada por una gran cúpula que se asienta sobre un pórtico churrigueresco de tres vanos. La cúpula es su elemento más llamativo. Se trata de una estructura doble, interna y externa. La primera es de piedra arenisca, más fácil de trabajar, mientras que la segunda es de caliza.

Por su parte, el interior se haya ricamente ornamentado con grandiosos escudos de los reyes. Llama la atención el retablo mayor churrigueresco, con la estatua en plata de San Ignacio de Loyola que realizó en Roma Francisco de Vergara en 1741. Además de los jardines públicos, tras la basílica están los jardines del Santuario de Loyola. No obstante, estos son de uso privado por la Compañía de Jesús.

monasterio loiola
Parte frontal del Monasterio

Por último, la Casa Santa o Casa Natal de San Ignacio de Loyola se presenta como la auténtica reliquia que envuelve el conjunto. Se trata de una torre medieval de cuatro plantas. Las dos primeras alturas son de piedra de sillería. Por otro lado, las dos últimas están hechas en ladrillo y corresponden con las estancias de la familia. En la más alta de ellas se puede visitar la Capilla de la Conversión. Tal es el lugar donde el santo tuvo la visión de la Virgen que le llevó a cambiar su vida militar por la sacerdotal.

Para terminar con lo que ver en el Santuario de Loyola, toca acudir a su interesante Museo de Arte Sacro. Su colección permite contemplar diversos muebles y objetos litúrgicos. Entre ellos destaca un altar damasquinado, una de las principales obras de Plácido Zuloaga.

Asimismo, una vez hecho el recorrido por lo que ver en el Santuario de Loyola-Loiola, descubre más planes por la provincia de Guipúzcoa, así como su turismo activo.

Imprescindibles

escudo loiola
Detalle de la entrada
santuario loiola
Escultura y entrada al Santuario

Datos prácticos

Coordenadas

43° 10′ 28.01″ N, 2° 16′ 58″ W

Distancias

Donostia-San Sebastián 43 km, Bilbao 71 km, Madrid 421 km.

Aparcamiento

En los laterales del santuario.

Altitud

80 m.

Los principales festejos que ver en el Santuario de Loyola-Loiola: Fiesta de la Compañía de Jesús (1 de enero) y San Ignacio (31 de julio).

Otra ocasión notable que ver en el Santuario de Loyola es el Desfile de autoridades (31 de julio).

Otros destinos próximos


About the author

Otras noticias de interés
[vc_row][vc_column][vc_column_text]Os proponemos una forma de turismo diferente, una fusión perfecta entre historia y naturaleza. Hoy Más información
[vc_row][vc_column][vc_custom_heading text="Que ver en Arantzazu. Santuario de arte contemporáneo" font_container="tag:h2|text_align:left|color:%23000000" google_fonts="font_family:PT%20Sans%20Narrow%3Aregular%2C700|font_style:700%20bold%20regular%3A700%3Anormal"] [vc_column_text]A escasos kilómetros de Más información
[vc_row][vc_column][vc_custom_heading text="La villa del dragón" font_container="tag:h2|text_align:left|color:%23000000" google_fonts="font_family:PT%20Sans%20Narrow%3Aregular%2C700|font_style:700%20bold%20regular%3A700%3Anormal"] [vc_column_text]Desde el último tercio del siglo XX, el Más información
[vc_row][vc_column][vc_custom_heading text="Que ver en Astigarraga. Capital de la sidra vasca" font_container="tag:h2|text_align:left|color:%23000000" google_fonts="font_family:PT%20Sans%20Narrow%3Aregular%2C700|font_style:700%20bold%20regular%3A700%3Anormal"] [vc_column_text]A escasos kilómetros Más información
[vc_row][vc_column][vc_custom_heading text="Que ver en Azkoitia. Cuna de beldades, 'caballeritos' y pelotaris" font_container="tag:h2|text_align:left|color:%23000000" google_fonts="font_family:PT%20Sans%20Narrow%3Aregular%2C700|font_style:700%20bold%20regular%3A700%3Anormal"] [vc_column_text]La villa Más información

España Fascinante usa cookies para asegurarte una experiencia maravillosa. Si usted continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración y obtener más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar