Que ver en Deba – Deva

El pueblo que se fue al mar

Deba es un histórico y atractivo centro de veraneo que aúna patrimonio, cuevas prehistóricas, valles vírgenes y flysch, (formación rocosa en la que se alternan sedimentos de pizarra, caliza o arenisca y arcilla) en su costa.

Planifica tu escapada a Deba

A parte del plan playero en los meses estivales, Deba es un pueblo con múltiples planes paisajísticos para una escapada. La visita al pequeño casco histórico y el recorrido de sus playas y del cauce del río que lleva el nombre del pueblo, pueden realizarse en un único día. Pero se puede emplear un día completo haciendo senderismo en el importante parque del flysch y de la rasa mareal, situado hacia el Este, en dirección a Zumaia. Hacia el oeste, por la revirada carretera de la costa se puede acceder al pueblo marinero de Motrico, merecedor de una excursión de día completo. Hacia el interior se encuentra Zestoa y el centro de interpretación de la cueva de Ekain (que en realidad está situada en el término municipal de Deba). Hay bastantes lugares donde comer bien en la localidad, pero muy pocos sitios donde dormir; la mayoría son agroturismos (casas rurales) situados en los alrededores; por ello conviene tomarse su tiempo para elegir donde pernoctar; hemos seleccionado los mejores en nuestra página dormir en Deba.

¿Quieres conocer este sitio?

El algún momento de la Edad Media se produjeron en Deba los hechos que inspiraron la leyenda de la desaparecida Torre de Alós, cuyo Señor, Beltrán Pérez de Alós y Uxue, se hizo pasar por muerto para descubrir cómo su segunda esposa le había encajado un bebé que no era suyo mientras maltrataba a su hija legítima.

Ya en el ámbito de la Historia, en el año 1294, el rey castellano Sancho IV concedió carta puebla a Monreal, un pequeño enclave cercano al río Deba. En 1343 sus habitantes obtuvieron una nueva carta puebla de Alfonso XI con el fin de trasladar su emplazamiento a la costa, donde construyeron un puerto para dedicarse a la pesca y al comercio. La nueva población de Monreal de Deba se fundó así en un lugar estratégico: la desembocadura del Camino Real que subía por la ribera del Deba hasta la localidad de Leintz-Gatzaga y luego cruzaba el puerto para descender hasta Vitoria. Por allí transitaban las mercancías de lujo y visitantes extranjeros y, en sentido contrario, los mercaderes transportaban por su ribera lana castellana, hierro y productos de la ferrerías establecidas en el mismo valle (especialmente armas y utensilios de labranza), hasta que las embarcaban en alguna pequeña barca para recorrer más rápidamente los últimos kilómetros del río. En el puerto de Deba hacían el trasbordo de pasajeros y mercancías a alguno de los navíos que comerciaban con el norte de Europa. Desde su dársena también practicaron la lucrativa pesca de la ballena, en dura competencia con las demás poblaciones ribereñas.

fotografia antigua deba
Playa de Deba

Este modelo económico comenzó a decaer en el siglo XIX. La llegada del ferrocarril y la moda decimonónica de los baños de verano hicieron que Deba reorientase su actividad hacia el creciente turismo. Unas visitas de la reina Isabel II propiciaron que se construyeran hoteles, un balneario y demás infraestructuras necesarias para hacer de Deba un importante centro de recepción de veraneantes, especialmente del interior de España y, concretamente, de Madrid. La playa de Deba se transformó así en uno de los principales puntos de veraneo del litoral vasco hasta la década de los años setenta del siglo XX, cuando la actividad turística comenzó a decaer. Actualmente, el turismo de playa en Deba se ha revitalizado, estando de nuevo entre los puestos de honor del verano vasco.

Deba es un municipio con tres núcleos urbanos -Deba, Itziar y Lastur- y unos 130 caseríos repartidos por su superficie. La villa del mismo nombre se encuentra en una pequeña bahía y está dotada de una hermosa playa. Su casco urbano está articulado por una calle principal, la Hondartza Kalea que lo atraviesa de norte a sur y por las calles Astillero y Lersundi.

El recorrido más sencillo comienza frente al puente sobre la ría, en la calle Astillero. Nada más cruzarlo nos encontramos con el Palacio Aguirre o Casa Valmar, del siglo XV, que cuenta con una más que notable fachada de sillería y un vistoso alero tallado que lo rodea completamente. En esa misma vía se encuentra, en el número 28, la Torre Sasiola, del siglo XVIII. Se trata de un edificio de planta rectangular y fachada de sillería, el último reducto que en Deba permanece en pie de las antiguas defensas de la villa medieval.

En la Plaza de los Fueros, que durante las fiestas se convierte en una plaza de toros, se alza el Ayuntamiento, un notable ejemplo de arquitectura barroca de estilo herreriano construido en 1747 en el que destacan los escudos labrados en su fachada. La otra plaza más importante de Deba es la de la Iglesia, en la que se encuentra el principal edificio de Deba, declarado Monumento Nacional: la Iglesia Parroquial de Santa María de Deba, que fue construida sobre un edificio anterior entre los siglos XV y XVI. Se trata de una edificación de grandes dimensiones, con planta de salón y tres naves de igual altura. Cuenta con una bonita portada policromada y un notable claustro gótico tardío.

La Casa Aldazabal-Murgi es una buena muestra de arquitectura popular en la que destacan sus balcones de sillería y barandilla de hierro forjado. Está ubicada en Ifar kalea, una tranquila calle de agradable paseo en la que también se halla la Casa Bañez, un edificio de planta rectangular con planta baja y dos alturas en el que llaman la atención las caras talladas en las ventanas del piso superior.

Deba forma parte del Geoparque de la Costa Vasca y cuenta por tanto con un entorno privilegiado, tanto en sus valles como en la costa. A pocos kilómetros hacia el interior está el barrio de Itziar, donde se encuentra el Santuario de Itziar, erigido en el siglo XVI sobre la antigua iglesia parroquial románica del siglo XIII, aunque las primeras noticias del conjunto se remontan al siglo XVIII. El templo, de nave única, contiene un retablo plateresco digno de ser visitado y en uno de sus laterales se encuentra la escultura Amatasuna (Maternidad) de Jorge Oteiza.

En nuestro recorrido por el municipio no podemos olvidar tampoco acercarnos al Convento Hospital de Sasiola (s. XVI-XVII), un importante enclave del Camino de Santiago y segundo convento de los franciscano en Guipúzcoa situado a unos 5 km de Deba en dirección a Mendaro; así como a las numerosas ermitas repartidas por el mismo, como la de Santa Catalina, punto de referencia del Camino de Santiago por la costa que se alza en una atalaya desde la que se divisa toda la costa vasca y el casco urbano de Deba; la de San Sebastián de Elorriaga, que guarda en su interior una interesante pila bautismal románica o la de San Nicolás de Lastur, en cuya plaza se celebran capeas con reses de la zona.

Dónde dormir en Deba
Santuario de Itziar

Desde Itziar se accede al bellísimo Valle de Lastur, con bosques y antiguas ferrerías medievales, cuyo origen kárstico es la causa de la gran cantidad de dolinas y cuevas que contiene. También es el origen de su excelente piedra, conocida como “la duquesa de Lastur”, empleada por famosos escultores como Jorge Oteiza.

Lastur también es muy conocido por su raza autóctona de toros, criados por sus ganaderos o Saka, que muchos fines de semana ofrecen capeas por encargo en su pequeña plaza de toros del siglo XIX, una de las más antiguas de Euskadi. En sus proximidades está la famosa Cueva de Ekain, que para su preservación no es visitable, pero que dispone en el limítrofe término municipal de Zestoa de una reproducción exacta, con un magnífico centro de interpretación.

Finalmente, en el tramo de costa que discurre desde la localidad hasta Zumaia está la rasa mareal y los espectaculares acantilados en que se pueden observar sus formaciones de flysch o capas de la corteza terrestre emergidas del suelo.

Imprescindibles

playa deba
Playa de Deba
Dónde dormir en Deba
Ayuntamiento

Datos prácticos

Coordenadas

43° 17′ 43.8″ N, 2° 21′ 13.8″ W

Distancias

Donostia-San Sebastián 41 km, Bilbao 70 km, Madrid 423 km

Aparcamiento

Enfrente de la playa y en la calle del Arenal, al lado de las vías del tren

Altitud

0 m

Habitantes

5424 (2013)

San Roque (16 de agosto)

Feria Ure-Berri (primer fin de semana de enero), Día del Debarra (tercer fin de semana de mayo)

Txakoli D.O. Getaria; Bodega Gorosti; Queso D.O. Idiazabal Mausitxa – Jesús Ansola

Otros destinos próximos

Comentarios Facebook

About the author

Simple Share Buttons
Simple Share Buttons

Utilizamos cookies de terceros para mejorar la usabilidad para dispositivo de usuario. Si usted continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración y obtener más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar