Que ver en Betancuria – Fuerteventura

Capital histórica de Fuerteventura

Fundada en el siglo XV como capital, fue el centro de poder de la isla hasta el siglo XIX; mantiene el encanto de su interesante historia frente a los piratas. Rodeada de un espectacular entorno volcánico es uno de los lugares más visitados de la isla.

Planifica tu escapada a Betancuria

Betancuria es un espléndido lugar para todos los amantes de la buena historia. Es un pueblo que puede visitarse en medio día, pero verdaderamente se necesita al menos un día para poder explorar toda la riqueza cultural que nos ofrece este paraje. A tan solo quince minutos de viaje podemos hacer una visita a Antigua, sin olvidar el municipio de Tuineje a tan solo media hora de viaje hacia el sur. Para conocer la interesante gastronomía de esta zona montañosa de Fuerteventura recomendamos nuestra página Dormir y Comer en Betancuriaasí como los mejores restaurantes y hoteles de la zona.

¿Quieres conocer este sitio?

Los aborígenes de esta isla volcánica y de clima desértico iban prácticamente desnudos, protegiendo solo los pies con unas primitivas calzas de piel de cabra denominadas mahos; de ellas se deriva el gentilicio “majorero” con el que se identifica a los habitantes de Fuerteventura.

A la llegada de los europeos la isla se llamaba Erbania, por la pequeña muralla que delimitaba el territorio de la tribu mayoritaria, denominada maxorata, de la tribu que habitaba la península de Jandía. La primera tenía como rey a Guize y los del sur a Ayoze.

En 1402 comienza la conquista el caballero normando Jean de Bethencourt, que empleaba como base la fortaleza que edificó en Rubicón -actual Yaiza – en el sur de la isla vecina de Lanzarote. Dos años después penetra en Fuerteventura hasta el lugar donde funda la población de Bethencuria, llamada así en honor a su linaje.

En 1476 se constituye jurídicamente el señorío territorial sobre la isla. Para gestionar una pequeña población dispersa se acude al sistema del cabildo, que se trata de un ayuntamiento único para gestionar todos los asuntos de la población de las dispersas pequeñas aldeas. El primer cabildo se establece en Betancuria, que administraba el conjunto de la isla.

En 1593 los piratas berberiscos desembarcan en la costa y penetran hasta la localidad, destruyendo la catedral de Santa María de Betancuria.

Hacia el año 1600 la familia Árias de Saavedra -que detenta los derechos señoriales sobre la isla- se traslada a vivir a Tenerife, delegando el gobierno en algunos parientes. De este modo va mutando el apellido de los familiares residentes que gobiernan, nombrados por los Señores que habitaban en Tenerife.

Antigua panoramica Betancuria
Antigua panorámica de Betancuria

En 1708 se crea un regimiento de milicias para Fuerteventura, comandado por un coronel que el Capitán General, residente en Tenerife, elige entre los caballeros locales y que era ayudado por un sargento mayor. Con el tiempo, el cargo de coronel se convierte en hereditario. Progresivamente los coroneles irán usurpando el poder a las autoridades civiles, llegando a nombrar los miembros del cabildo que gobierna la isla. Los Sánchez-Dumpiérrez mantienen el cargo hasta 1742 año en que año pasa a los Cabrera-Bethencourt, que son quienes abandonan Betancuria y se establecen en La Oliva.

Durante el siglo XIX, a raíz de la constitución de municipios independientes con las parroquias de más de mil habitantes, el cabildo de Betancuria va perdiendo poder y personal residente. El declive se acelera en 1834, cuando también pierde la capitalidad de la isla. La que fue centro fundador y sede del cabildo en la actualidad es el municipio más pequeño de la isla.

La visita la comenzamos en la Iglesia de Santa María de Betancuria. Su origen está en un modesto oratorio construido en el siglo XV que poco después fue remplazado por un templo gótico financiado por el caballero Jean de Bethencourt. Éste fue incendiado en 1593 por los corsarios y reedificado en los años siguientes como ahora se ve. En el exterior sobresale su sobria torre de planta cuadrada y en el interior, repartido en tres naves, es de interés la armadura de madera, de estilo mudéjar que sostiene el techo de la Sacristía. El espléndido retablo barroco (XVII-XVIII) de la capilla mayor está presidido por la imagen de La Concepción. Sobresalen los altares de San Buenaventura, el Sagrado Corazón de Jesús, Las Ánimas, San Diego y la Inmaculada. Se puede contemplar una representación de la artesanía local en el pequeño Museo Panorama.

La Iglesia de San Buenaventura (S. XVII) fue parte de un convento franciscano levantado en el siglo XV por iniciativa de Pedro de Pernía y Fray Juan de Baeza. Los señores de la isla, Diego García de Herrera y su esposa, patrocinan las obras de éste austero edificio donde serían enterrados. Llaman la atención dos retablos tipo hornacina, ejecutados en piedra tallada.

A las afueras del pueblo, sobre una cueva en la que, según la tradición, acudía San Diego a orar en el siglo XV, se edificó la Ermita de San Diego, en el siglo XVII. Es un templo de dos naves en el que se ha aprovechado una antigua cavidad para enmarcar el retablo.

entrada betancuria
La entrada de la localidad

En la Vega del Río Palmas se halla la Ermita de Nuestra Señora de la Peña (s. XVIII) en la que se custodia la imagen de la Patrona de la isla. El nuevo templo, de una sola nave, que sustituye a uno anterior, fue consagrado en 1716. Su exterior, de aire clasicista, está coronado por una espadaña y centrado por un arco de medio punto, realzado por un frontón triangular, que sirve de acceso. El retablo principal es de estilo rococó (1769). Los altares del siglo XVII están dedicados a Santa Lucía y San Lorenzo. Pero lo más interesante es la imagen de la Virgen de Nuestra Señora de la Peña, de gran valor artístico – posiblemente del siglo XV y quizá la primera que se trajo a la isla-.

Por último, en el lomo que preside el Valle de Santa Inés (XVII-XVIII) existe una iglesita de una sola nave edificada en el solar de aquella que fue incendiada por los piratas en 1593. De gran sencillez, llama la atención la posición de la espadaña, arrinconada en el extremo izquierdo de la fachada. En su interior aloja un buen retablo barroco del siglo XVIII y la práctica totalidad de las paredes de la iglesia están cubiertas con cuadros anteriores al siglo XIX, sobresaliendo los dedicados al tema de las Ánimas, San GregorioSan AntonioEl Bautismo de Cristo y La Piedad. Otras esculturas interesantes son las de San Juan Bautista y la del Apóstol Bartolomé (s. XVII).

El Museo Arqueológico de Betancuria explica la cultura aborigen de la isla y es algo que hay que ver en Betancuria. Asimismo, el Museo de Arte Sacro guarda una colección de bellas artes y ornamentos litúrgicos en un antiguo inmueble eclesiástico.

No se puede dejar de visitar los miradores más hermosos del municipio. En los miradores de Guise y Ayose se muestran interesantes esculturas sobre los aborígenes.

En los alrededores de Betancuria se encuentra el Parque Rural de Betancuria, donde las rocas de la zona describen caprichosas formaciones e imponentes barrancos, con vegetación y pinos. Dentro de este espacio protegido se encuentra el Monumento Natural de Ajuí, que exhibe fósiles marinos. Es muy recomendable subir al Mirador de Morro Velosa, edificado por el creador César Manrique, desde el que puede verse el espectacular paisaje volcánico del municipio.

Imprescindibles

Dónde dormir en Betancuria
Iglesia de Santa María de Betancuria
Dónde dormir en Betancuria
Ermita de San Diego

Datos prácticos

Coordenadas

28° 25′ 29″ N, 14° 3′ 25.99″ W

Distancias

Aeropuerto de Fuerteventura 32 km, Puerto del Rosario 28, La Oliva 51 km

Aparcamiento

Es conveniente dejar el vehículo en las inmediaciones de las vías de acceso al casco urbano.

Altitud

395 m

Habitantes

811 (2013)

Santa Inés (Valle de Santa Inés, 21 de enero), San Buenaventura (14 de julio), San Bartolomé (24 de agosto), Fiestas Patronales de la Virgen de la Peña (tercer sábado de septiembre), San Diego (13 de noviembre), Nuestra Señora de la Concepción (8 de diciembre), Fiestas de la Peña (Vega de Río Palmas, 5 de agosto y 18 de diciembre)

Alfarería, Artesanía textil, Barro, Madera, Piedra, Cestería, Calado, Ganchillo, Palma

Otros destinos próximos

Comentarios Facebook

About the author

Simple Share Buttons
Simple Share Buttons

Utilizamos cookies de terceros para mejorar la usabilidad para dispositivo de usuario. Si usted continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración y obtener más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar