Ribadavia

Hogar de judíos y corazón de Ribeiro

En el corazón de la comarca del vino de Ribeiro, esta villa histórica y monumental guarda el legado de su comunidad judía.

Planifica tu escapada a Ribadavia

El interesante casco histórico, la cercana iglesia de San Ginés y los alrededores del pantano de Castrelo de Miño pueden visitarse en un día completo. Los aficionados al vino pueden invertir uno o más días en visitar las bodegas de la zona. Una buena opción para una excursión de jornada completa es dirigirse hacia el sur, al parque natural de Baixa Limia Serra dos Xurés. Los aficionados a comer pulpo en todas sus variantes tienen la alternativa de dirigirse hacia el norte e ir a almorzar a O Carballiño. Para saber qué se come en Ribadavia y sus alrededores y reservar para la estancia, ofrecemos nuestra página Dormir y Comer en Ribadavia.

¿Quieres conocer este sitio?

El municipio de Ribadavia descansa en el lado derecho del río Miño y en el último tramo de su afluente Avia, de ahí el nombre de la villa: rippa avie, que significa en las riberas del Avia. Los primeros pobladores de la historia de Ribadavia se asentaron en la margen izquierda del río, en la orilla de enfrente a la localización actual. El historiador romano Estrabón ya dio noticia de la elaboración de vino en esta comarca.

Después de ser ocupada, en el año 793, por el caudillo musulmán Abdul-Malek, fue reconquistada y poblada por el rey Alfonso II el Casto, pocos años después. Entre 1065-1071, obtuvo el título de capital del Reino de Galicia durante el reinado de Don García.

Desde su fundación se establecieron allí judíos, que fueron incrementando su número hasta llegar a ser la mitad de la población en el siglo XIV. Entre los distintos oficios que realizaban destacaba el comercio con el vino de la comarca, que enviaban al norte de Europa.

En 1375 el rey Enrique II entregó el señorío de Ribadavia a uno de sus partidarios, Don Pedro Ruiz Sarmiento. A partir de entonces esta familia mantuvo su señorío jurisdiccional sobre la comarca.

En el año 1386, la villa sufrió el ataque y saqueo del ejército inglés bajo el mando del duque de Lancaster, que procuraba el trono castellano al haberse casado con una hija de Pedro I; en la defensa destacó la comunidad judía.

Casco antiguo de Ribadavia

El decreto de expulsión de los judíos en 1492, motivó que una importante parte de la población abandonara Ribadavia. Otros se convirtieron, pero continuaron con su religión; esto motivó que el Tribunal de la Inquisición radicado en Santiago de Compostela mantuviera en Ribadavia una representación permanente encargada de perseguirles.

Su Conjunto histórico-artístico es un entramado de calles medievales y plazas porticadas, con diferentes miradores al río Avia y con una serie de templos y pazos de todas las épocas y estilos (desde el siglo IX al XIX).

La Fortaleza de los condes de Ribadavia jugó un papel decisivo en la historia de Galicia ya que fue una de los principales castillos medievales. Su origen data del siglo IX, aunque la mayor parte del castillo fue construido en la segunda mitad del XV al instituirse el Condado de Ribadavia. Desde la zona más alta tiene una importante vista del río Avia y del Miño. Todavía conserva una importante necrópolis de piedra del siglo IX-XII, además de enterramientos antropoides excavados en roca viva del siglo IX y un sepulcro del XII, pero ha perdido las almenas, la torre del homenaje y cualquier otro signo de protección. La muralla conserva 3 de sus 5 puertas: la Porta da Cerca (entrada al castillo), la Porta Nova (camino al río) y la Porta Falsa (que lleva al molino). En la actualidad, debido a su estado ruinoso, se están realizando obras de restauración. En el interior se construyó un auditorio, donde se celebra la famosa Muestra Internacional de Teatro del mes de julio.

En los alrededores de la fortaleza, abundan las iglesias y las capillas. El primer templo de la localidad se erigió en el siglo XII y se dedicó naturalmente a Santiago Apóstol. Mantiene su techo de madera y cuenta con una soberbia decoración románica y gótica. Destacan su rosetón de 24 huecos y la decoración de sus puertas y ventanas, así como, en su interior, un Santiago de piedra del s. XIV perteneciente a la escuela del maestro Mateo. También podemos encontrarnos, en el lugar que antes ocupaba un ermita, la Capilla de Nuestra Señora del Portal, de sobria fachada neoclásica y precedida de atrio y escalinata, que alberga en su interior un retablo barroco (1737) con una excelente imagen de la Virgen del Portal, que se pasea por Ribadavia cada 8 de septiembre, con motivo de las fiestas patronales. Al lado están el Convento e Iglesia de Santo Domingo, de estilo gótico con detalles románicos. El templo consta de tres grandes naves con sus correspondientes ábsides. En el interior, llama la atención el frontal del altar, de piedra tallada. Por último, mencionar la Iglesia románica de San Juan, recibida en testamento por los caballeros hospitalarios de la Orden de San Juan a finales del siglo XIII. En su interior destacan el techo original de madera, un retablo de San Miguel y una imagen de la Virgen de las Angustias.

En la Plaza Mayor está el actual edificio del ayuntamiento. Se trata de una construcción del siglo XVI a la que se le añadió una fachada neoclásica en el siglo XIX, así como una elegante torre con un reloj. Otro edificio importante es el “Pazo de los Condes” (de Sarmiento), del siglo XVII, donde está la Oficina de Turismo y el Centro de Interpretación Sefardí, con una exposición permanente donde el visitante puede comprender la historia de los judíos gallegos desde su expulsión. El pazo es un edificio barroco con dos patios, uno de ellos de distribución a diferentes dependencias, y otro porticado, de gran belleza, con una balconada artística y mirador al río Miño.

Al final de la calle de San Martín se encuentra la Casa de la Inquisición, edificio del siglo XVI en cuya fachada se pueden admirar los escudos de las cuatro familias locales que desempeñaban el papel de “familiares” del Santo Oficio y llevaron a cabo la persecución de los judíos conversos que seguían practicando su fe.

Resulta interesante recorrer el antiguo Barrio Judío, formado en torno a los siglos XII y XIII en los alrededores de la Puerta Nueva de la antigua muralla, que todavía conserva sus características medievales.

En la llamada Casa de la Fundación está el Museo Etnológico del Ribeiro, cuyos fondos abarcan desde finales del siglo XIX hasta la actualidad, destacando especialmente los fotográficos, la cerámica autóctona, la producción textil artesanal y los objetos representativos de oficios tradicionales de la provincia de Orense.

Calle típica

A 2 kilómetros del pueblo –preguntar por el lugar de Francelos- se encuentra una joya arquitectónica, la pequeña Iglesia de San Ginés (fines del s. VIII-principios del IX); que fue declarada monumento histórico-artístico por sus elementos decorativos prerrománicos: una hermosísima celosía, un arco de herradura y dos magníficos relieves sobre La entrada de Jesús en Jerusalén y La Huída de Egipto.

Desde hace casi cincuenta años, a principios de mayo se celebra en la localidad la Feria del Ribeiro, con numerosos eventos relacionados con el vino y actuaciones culturales que multiplican los atractivos que ver en Ribadivia.

El 24 y 25 de agosto se celebra la Festa da Istoria (Fiesta de la Historia), de origen judío, en la que gran parte de la población se disfraza de soldados y campesinos medievales, realizándose cenas, bailes y demostraciones artesanales. Para las transacciones comerciales de estos días, se llega a editar una moneda propia, los maravedíes, al tiempo que se promocionan distintos oficios artesanales o desaparecidos. Los actos más interesantes y que centran el programa son el torneo medieval, la simulación de una boda judía y una cena medieval, que cierra la fiesta.

Imprescindibles

Puerta medieval
Restos del castillo

Datos prácticos

Coordenadas

42° 17’ 16’’ N, 8° 8’ 33’’ W

Distancias

Ourense 28 km, Vigo 66 km, Lugo 120 km, Santiago de Compostela 109 km, Madrid 524 km

Aparcamiento

Con facilidad en la villa y sus alrededores

Altitud

100 m

Habitantes

5230 (2013)

Festa da Istoria (Fiesta de la Historia, último sábado de agosto), en honor a la Virgen del Portal (del 7 al 11 de septiembre), Fiesta del Pimiento de Arnoia (primer fin de semana de agosto), de la Vendimia (último domingo de agosto), del Licor Café (último fin de semana de octubre), Fiesta de Vino Ribeiro (finales de abril o principios de mayo)

Muestra Internacional de Teatro (una semana en el mes de julio), Noites do Castelo (actuaciones diversas los fines de semana de julio, agosto y septiembre)

Pastelería Conde, Herminia (dulces hebreos)

As Casiñas (orfebrería y alfarería gallega)

Comentarios Facebook

About the author

Simple Share Buttons
Simple Share Buttons

Utilizamos cookies de terceros para mejorar la usabilidad para dispositivo de usuario. Si usted continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración y obtener más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar