Cuéllar

El esplendor del mudéjar castellano

La localidad que fue escenario del matrimonio regio más breve de la historia, reúne una impresionante cantidad de edificios de estilo mudéjar y un bellísimo castillo – palacio; un magnífico escenario para los encierros taurinos más antiguos de España.

Planifica tu escapada a Cuellar

Hay mucho que ver en Cuellar; población amurallada que cuenta con un excelente castillo, un centro de interpretación del mudéjar, e importantes iglesias y otros edificios donde ver ese estilo; atractivos por los que es posible emplear un día entero en la localidad. El resto de la escapada puede invertirse en las cercanas Coca e Iscar, cuyas fortalezas rivalizan en belleza con la de Cuellar. A los que vayan o vuelvan por la carretera nacional 601 les recomendamos detenerse una hora en la interesante Villa romana de Almenara-Puras. En Cuellar hay una excelente gastronomía y bastantes opciones para pernoctar que presentamos en la página de reservas Dormir y Comer en Cuellar.

¿Quieres conocer este sitio?

Se carece de vestigios romanos y visigodos en la población. Tampoco hay noticias de la conquista por los árabes, que debió de ser hacia el año 714; siendo reconquistada pocas décadas después por el rey Alfonso I de Oviedo, que se retiró hacia el norte con la población de Soria, Segovia y Burgos, dejando tras de sí el llamado “Desierto del Duero”. Debió de haber una primera repoblación tras la batalla de Simancas en el 939, que sería desplazada cuando el caudillo Almanzor arrasó Cuéllar en el 977. Tras la conquista de Toledo en 1085 se pacifica la zona, lo que facilitó una nueva repoblación, posiblemente liderada por el conde don Pedro Ansúrez, que fue su Señor. Debió de tener mucho éxito pues en el año 1093 era un populoso municipio que enviaría sus milicias a apoyar las campañas andaluzas de los reyes castellanos. El rey Alfonso X le concedió el Fuero Real en 1256 con una serie de privilegios que incrementó con otros en 1264. María de Molina, reina consorte de Sancho IV de Castilla, celebró Cortes en la Villa en 1297.

En abril de 1354, después de haber forzado la anulación de su matrimonio con Blanca de Borbón, el rey Pedro I de Castilla se casó en la Iglesia de San Martín con la viuda Doña Juana de Castro. El banquete de bodas se celebró en el palacio de la familia Velázquez de Cuellar (ahora llamado palacio de Pedro I); pero al día siguiente del enlace se presentó un mensajero con noticias alarmantes sobre el hermano de María de Padilla (la amante del rey); esto motivó la marcha del rey, para nunca volver con su esposa. La reina Juana nunca renunciaría al título viviendo entre Castrojeriz y Dueñas. En 1383 murió en Cuéllar la reina Leonor, esposa de Juan I de Castilla.

En 1429 el clérigo y jurista cuellarano Gómez González, asesor de varios Papas, funda un Estudio de Gramática y el Hospital de la Magdalena.

imagen antigua cuellar
Castillo de los duques de Alburquerque

En 1444 el rey Juan II entregó el Señorío de Cuéllar a su Valido Don Álvaro de Luna. En 1453, al ser ejecutado su Señor, fue disputado por varios reyes, infantes y nobles hasta que Enrique IV cedió la villa y el castillo en 1464 al Duque de Alburquerque, Beltrán de la Cueva. Éste y sus descendientes reformarían el castillo, dándole un carácter palaciego con el paso de los años.

Fue ocupada por los franceses durante la Guerra de la Independencia, en la que destacó el cuellarano Juan Senovilla Recellado; los franceses saquearían el castillo y los templos. Se cerró el Estudio de Gramática que venía funcionando desde hacía casi cuatro siglos y las obras asistenciales fueron arruinadas. Se introdujeron nuevos cultivos como la patata y la achicoria, iniciándose la explotación de los pinos resineros.

En 1931 una de las Misiones Pedagógicas puestas en marcha por la República visitó el pueblo y el poeta Luis Cernuda estuvo explicando a los niños de Cuéllar la pintura de Murillo. En 1936 el castillo de Cuéllar es empleado como prisión.

La visita de Cuellar puede comenzar en el Castillo, de estilos gótico y renacentista, en cuyo lateral está la Oficina de Turismo, donde proveerse de un necesario plano para poder localizar mejor la ingente cantidad de monumentos de la villa. La parte más antigua de la fortaleza puede ser del siglo XII. De planta rectangular, cuenta con cuatro torreones en las esquinas. El bello patio interior es de estilo renacentista; sus columnas soportan una doble arquería de arcos rebajados, con salones decorados con artesonados de estuco y vigas talladas. Cada día festivo se puede participar en las visitas teatralizadas. Del castillo salen los dos lienzos de la gran muralla de Cuellar, una de las mejor conservadas de Castilla.

Junto a la explanada del castillo está la Iglesia de San Martín, de estilo románico – mudéjar. Tiene tres naves y tres ábsides cubiertos con bóvedas de horno sobre un zócalo de mampostería; el ábside mayor está adornado con arquerías ciegas de medio punto, se conserva pintura mural mudéjar y las yeserías policromadas originales. Allí se casó el rey Pedro I con Doña Juana de Castro, a la que abandonó al día siguiente. Éste monumento nacional es actualmente el Centro de Interpretación del Mudéjar.

En la muralla está la Puerta de San Basilio, también mudéjar, y al otro lado el Convento de San Basilio (1606). De allí, por la calle de la Rogativa se llega hasta la extraordinaria Iglesia de San Andrés, construida en 1277 en románico mudéjar. Su importante portada principal tiene cinco filas de ladrillo con dos arquerías ciegas de medio punto que llegan al alero. Las fachadas laterales están recorridas por arquerías ciegas de medio punto peraltadas y un friso superior de arquillos ciegos. Tiene tres ábsides de ladrillo, el central más prolongado con dos arquerías ciegas de medio punto. Excepcionalmente, se puede disfrutar de su pintura mural original, de motivos geométricos en tonos rojos y negros. El retablo mayor barroco (siglo XVII) tiene una talla de San Andrés y varias pinturas. A destacar su imagen gótica de la Virgen de la Rochela y el Calvario del Cristo de la Encina, de estilo bizantino (datado hacia 1300).

Por la calle del Henar se puede ir a la calle de San Andrés hasta la Puerta de San Andrés, románico mudéjar, siguiendo a la calle de la Magdalena donde está el Hospital de la Magdalena; de él solo se conserva la iglesia, con una portada gótica presidida por una imagen de la santa y los escudos de la familia Alburquerque, el fundador fray Gómez González. Por la calle del Estudio se llega a la Iglesia de San Esteban, románico-mudéjar del siglo XII, adosada a la muralla. Tiene tres naves con un ábside mudéjar poligonal. Posee un retablo renacentista de 1546 cuyas tablas representan escenas de la vida de la Virgen y de santos.

Enfrente está el llamado Palacio de Pedro I, gran construcción donde se celebró el banquete de la boda del rey. Tiene una portada de piedra labrada en estilo románico; en su interior destacan los artesonados de madera policromada en estilo mudéjar; actualmente es vivero de empresas y espacio cultural.

En la Plaza del Estudio está el Parque Arqueológico medieval, con treinta tumbas antropomorfas excavadas sobre tierra, cinco silos de alimentos, pilas medievales para tintes y un pozo de nieve (empleado para conservación de alimentos y medicinas). También está el Estudio de Gramática fundado en 1424, con el escudo del fundador y los Alburquerque. Detrás del Estudio está la Puerta de la Judería. En la cercana Plaza de San Gil el Antiguo Granero de don Agustín Daza (1626) estuvo destinado a proveer con simiente a los labradores pobres. Junto a esta casa, está la fachada del antiguo Hospital de la Cruz; con una gran lápida sobre el dintel de la puerta que explica que fundado también por Daza (Secretario o ministro del rey Felipe IV).

castillo duques alburquerque
Castillo de los Duques de Albuquerque

Saliendo por la Puerta de San Martín se llega por la calle Duque de Alburquerque a la Panera y Casa del Duque, construida a fines del siglo XVIII para almacenar grano; siendo también segunda vivienda de los Duques o sus familiares. Debajo están las ruinas de la Iglesia mudéjar de Santiago, de la que queda la torre, el ábside y una nave lateral.

El Ayuntamiento tiene un patio gótico-renacentista que hoy acoge exposiciones temporales. En la Plaza del ayuntamiento hay numerosas casas con fachadas en las que se ve el entramado de madera; características del pueblo. Allí está la Iglesia arciprestal de San Miguel, gótica con elementos románico- mudéjares y renacentistas; hacia 1395 se colocó en esta iglesia el primer reloj de torre de España. En el interior destacan el cuadro de Lucas Jordán de La Virgen, San Joaquín y Santa Ana, un Cristo atado a la columna del siglo XVI y un Cristo Yacente de la escuela de Gregorio Fernández. Cerca de San Miguel está la Casa de los Bazanes o Palacio de Santa Cruz, edificio de tres plantas edificado en ladrillo en el siglo XVII; tiene una balconada de madera sobre la muralla.

Bajando desde la Plaza por la calle Santa Marina está la Casa de los Daza, con los escudos de esa familia. Más abajo está la Torre de Santa Marina, único resto de la iglesia mudéjar del siglo XIII. Su parte inferior es de mampostería y la superior de ladrillo, con dos alturas en las que aparecen dobles arquerías de ladrillo cegadas en cada una de las cuatro caras de la torre. Y al final, tras la Puerta de la Trinidad, está la iglesia y Antiguo Convento de la Trinidad del barrio del mismo nombre.
Subiendo por la calle Los Hornos está la Casa de los Rojas, también conocida como la “Casa de las Bolas” (siglo XVI) con esgrafiado en la fachada de su piso superior; actualmente es sede judicial.

Por la Calle de las Parras, calle comercial y centro neurálgico de los Encierros se llega a la Iglesia de San Pedro (antes de 1095, la más antigua del pueblo) que era un templo románico que formaba parte de la muralla exterior, por lo que tiene el ábside con un corredor semicircular salpicado de matacanes y saeteras con el escudo de los primeros duques de Alburquerque. Las portadas Norte y Sur son románicas y en su interior se conservan las bóvedas de estilo gótico.

Enfrente, en la calle de San Pedro está la Casa de los Velázquez del Puerco, que se distingue por su arco apuntado y los escudos. Subiendo hasta la Avenida de los Toros encontramos las ruinas del Convento de San Francisco, del siglo XVI y estilo gótico tardío. La sacristía ha sido restaurada para sala de exposiciones y algunas capillas laterales para Centro de Interpretación de los encierros. Los encierros de Cuellar están considerados los más antiguos de España, desde 1215. Se celebran el último sábado de agosto; en el fin de semana anterior se celebra una feria medieval. Bajando por la calle del Calvario está el Convento de la Concepción, y cerca la Iglesia de Santo Tomé, con la imagen gótica de Nuestra Señora del Rosario.

En la parte baja de la ciudad están la Casa de los Velázquez y Ruiz de Herrera, la Iglesia de Santa María de la Cuesta, románico–mudéjar, formando también parte de las defensas exteriores con vestigios románico mudéjar y torre restaurada, contiene el barroco Retablo del Descendimiento.

A cinco kilómetros está el Santuario de Nuestra Señora del Henar (1644) en el que la comunidad de los carmelitas descalzos conserva la imagen de la Virgen (de 1430) de estilo bizantino. Está en un bello entorno recreativo en el que se encuentra la fuente del Cirio, a la que se atribuían propiedades milagrosas.

Imprescindibles

Datos prácticos

Coordenadas

41º 24’ 00’’ N, 4º 19’ 12’’W

Distancias

Segovia 60 km, Valladolid 50 km,

Madrid 152 km

Aparcamiento

Varios parkings cercanos al castillo

Altitud

857, 93 m

Habitantes

9671 (2013)

Los Encierros (Fiesta Nuestra Señora del Rosario último domingo de agosto, Proclamación Corregidora mayor de las fiestas y pregón por ilustre. La jota A por ellos. Fiestas de interés turístico en 1977. Romeria del Henar, San Miguel y San Juan.

El “Niño de la Bola”, en cuyo honor se celebra una procesión el día de Año Nuevo y otra el día de Reyes

Alardes de música y cantos populares. Ferias (Medieval, de Cuéllar, de Artesanía, del Mueble, del Coleccionismo y Antigüedades, del Libro y de la Juventud)

Comentarios Facebook

About the author

Simple Share Buttons
Simple Share Buttons