Aguilar de Campoo

Su castillo fue devuelto a sus heroicos defensores

Cercana al pantano del Pisuerga, a los pies de la peña Aguilón, se levanta la cabecera de una comarca con extraordinarios edificios románicos y bellísimos paisajes. En su castillo se produjeron unos gestos caballerescos impensables hoy en día.

Planifica tu escapada a Aguilar de Campoo

Hay que ver en Aguilar de Campoo su arquitectura románica de gran calidad, deteniéndose especialmente en el Monasterio de Santa María La Real y en su colegiata. La visita de los templos románicos de Palencia es algo inolvidable para los amantes de éste arte, especialmente memorable y simpático es el rito de ir de aldea en aldea buscando las ermitas e iglesias y tratando de localizar a los vecinos que guardan las llaves. No se salte el apartado Qué ver en Aguilar de esta página pues menciona diversos parajes naturales muy importantes. Al oeste está la interesante localidad de Cervera de Pisuerga y el importante Parque de las Fuentes Carrionas. Tanto allí como en Aguilar es posible contratar localmente numerosas actividades de turismo activo. Para conocer las particularidades de la gastronomía de la comarca y elegir, preparamos nuestra página reservas en Aguilar de Campoo.

¿Quieres conocer este sitio?

Los primeros vestigios arqueológicos son de una torre del siglo VIII, sobre la cual se construyó un castillo hacia el siglo XII. Los primeros documentos de los años 1020 y 1039 dan noticias de una comunidad de mojes y monjas. En el 1169 el rey Alfonso VIII de Castilla entrega el monasterio al abad de Santa María de Retuerta, de la Orden de los Mostenses; el rey decide promover una nueva construcción para esa comunidad, que adopta el apelativo de “Real”, recibiendo importantes donaciones.

En el monasterio se celebró en 1184 la Junta General del Reino, a la que asistieron el Consejo Real y todos los obispos.Al morir el rey Alfonso VIII de Castilla en el año 1214, le cedió la villa a su hijo el rey Fernando II de Castilla; éste se lo regaló a su tercera esposa. No estuvo conforme su primo, el rey Alfonso IX de León, que para defender los derechos de su suegra sobre el lugar organizó el asedio del castillo de Aguilar; tan heroica fue la resistencia del alcaide Marcos Gutiérrez, que cuando se rindió a causa de la falta de agua y comida, le fue devuelto el castillo que tan bravamente defendió.

El rey Alfonso X le concede al pueblo el Fuero Real y la condición de villa realenga en 1255. Desde entonces fue cabecera de la Meryndat de Aguylar de Campoo y así es descrita en el Becerro de las Behetrías de Castilla redactado en Valladolid en 1351. Esta merindad comprendía entonces 262 localidades repartidas en territorios de Cantabria, Palencia y Burgos.

El rey Alfonso XI el Justiciero concedió su señorío a su hijo ilegítimo Pedro de Aguilar en 1332, y tras su temprana muerte en 1339, al infante Don Tello de Castilla, cuyos descendientes fueron heredando el señorío. Este linaje a partir de 1420 sería condado y desde 1493 marquesado de Aguilar de Campoo. Fue el momento de esplendor de la villa cuyos destinos quedaron unidos a la familia Manrique de Lara hasta que a finales del siglo XVIII se incorporó al marquesado de Villena.

En 1517 visitaron el lugar el rey Carlos I y su hermana Leonor; cinco años después, siendo ya emperador Carlos V, volvería a visitar el sepulcro de Bernardo del Carpio, vencedor en Roncesvalles, llevándose su espada que hoy se custodia la Real Armería del Palacio Real de Madrid.

En 1522 retornó a su villa Juan Martín, uno de los treinta supervivientes de la expedición de la primera vuelta al mundo de Magallanes.

En noviembre de 1808 las tropas francesas ocupan la villa, quemando el monasterio de Santa Clara, y dejando en el castillo una guarnición.

Plaza de Aguilar en 1910

Hacia 1833, dado que el abad y los monjes de Santa María eran leales al Gobierno, los carlistas les obligaron a exclaustrarse durante unos años, volviendo al edificio hacia el final de la contienda. Pero el 1835, debido al decreto de Desamortización, los monjes debieron de dejar el edificio. Las hospederías se vendieron pero el monasterio no, comenzando su ruina. En 1871 se llevaron los capiteles al Museo Arqueológico Nacional de Madrid.

Tras una visita a Aguilar en 1921 Miguel de Unamuno escribió uno de los capítulos de Andanzas y Visiones Españolas a ella dedicado.

El embalse de Aguilar que remansa las aguas del Pisuerga se inauguró en 1963.

La gran mayoría de las galletas consumidas en España se han venido fabricando aquí, donde desde siempre ha habido una importante tradición harinera. En la actualidad continúan su actividad en la villa dos fábricas de Gullón y una del grupo Siro.

La visita a Aguilar puede comenzar por la Plaza Mayor un espacio con pórticos y galerías acristaladas. En ella se levanta la Colegiata de San Miguel, templo gótico del siglo XIV de portada románica; dentro se encuentran los mausoleos de los marqueses de Aguilar (del siglo XVI) del tipo estatua orante, el sepulcro del Arcipreste del Soto y un magnífico retablo de estilo burgalés. El Museo Parroquial comprende la sala capitular, sacristía y otras dependencias  que exponen tallas románicas.

El entorno de la plaza Mayor lo componen edificios con fachadas de piedra de sillería. En diversas calles de la villa se pueden observar otras casonas con blasones, lemas heráldicos, aleros saledizos e interesantes detalles escultóricos.

Al norte del caso urbano, próxima a las ruinas del castillo, se encuentra la Ermita de Santa Cecilia del siglo XII. En su interior se pueden observar capiteles esculpidos; aunque la principal atención debe dirigirse a la excepcional talla de la Matanza de los Inocentes.

Junto al río están los restos del Monasterio de Santa Clara. La portada de la extinta Iglesia románica de San Andrés se ha instalado junto al cementerio de la población.

Se conservan varios lienzos de la muralla medieval, así como la Puerta de Reinosa, con unas inscripciones hebreas que recuerdan a su comunidad judía. Vestigios hebreos se pueden encontrar en la calle Tobalina, la calle del Pozo y el barrio del Soto, donde se encontraban los talleres de curtido de pieles.

Cerca de la cabecera de la colegiata se localiza la Ermita de Nuestra Señora del Portazgo, que probablemente edificada sobre la sinagoga judía.

En las afueras está el Monasterio de Santa María la Real. Su origen está en dos santuarios descubiertos por cazadores en el siglo IX, que se construyeron en honor a San Martín. El edificio actual es cisterciense, de los siglos XII y XIII, con añadidos posteriores; ha sido restaurado con mucho cuidado por la Fundación Santa María la Real encabezada por el dibujante y arquitecto José María Pérez González, “Peridis”. Sobresale el claustro de estilo cisterciense concluido a principios del siglo XIII. La iglesia posee tres naves sobre pilares con columnas adosadas. La sala capitular también pertenece al románico de transición y está cubierta con bóveda de crucería; pero para ver los valiosos capiteles que decoraban las columnas se debe de visitar el Museo Arqueológico Nacional en el barrio de Salamanca de Madrid. El monasterio es sede de la Fundación Santa María la Real que dirige el Centro de Estudios del Arte Románico, donde se imparten charlas y cursos sobre arte medieval; así como el Museo del Territorio y del Románico, con piezas originales (capiteles, impostas, inscripciones, estelas funerarias, etc.) que fueron recuperadas durante la restauración del monasterio y una colección de maquetas a escala 1:50 de los principales monumentos románicos del norte de la provincia.

Por último, en la calle Constitución, junto al Arco de la Tobalina, está el Museo Ursi de Escultura, que muestra esculturas de madera obra de Ursicino Martínez.

Miradores acristalados en las casas de la Plaza Mayor

A 2 kilómetros de la ciudad se encuentra el embalse de Aguilar, con una playa artificial rodeada de pinares. A 14 kilómetros al noroeste están las salinas del Pisuerga con un tramo de vía verde hasta Mudá. Hacia el sur por la carretera N611 desde Valoria de Aguilar se llega a Villaescusa de Torres. Un sendero bien señalizado lleva al Monumento Natural del Cañón de la Horadada. A ambos lados de esta garganta se encuentra el conjunto geológico de Las Tuerces, formación calcárea con puentes, arcos naturales y formas caprichosas nombradas La Mesa o El Perro Sentado producto de la erosión. Varias rutas senderistas llevan desde Aguilar y poblaciones cercanas a Tuerces. La ruta puede prolongarse al pueblo de Gama, con restos de un castillo y una hermosa iglesia románica.

Hacia el sureste, por la carretera N627 un desvío conduce a Revilla del Pomar, al pie del Páramo de la Lora. Allí se localiza la Reserva de Ciervos de Covalagua, donde nace el río Ibia de bellas cascadas. En sus proximidades se encuentra la gruta cárstica visitable conocida como Cueva de los Franceses donde quedaron enterrados muchos en la Guerra de la Independencia. La excursión culmina en el Mirador de Valderredible de espléndidas vistas sobre Cantabria, Burgos y Palencia.

Imprescindibles

Ermita de Santa Cecilia y castillo
Claustro Monasterio de Santa María la Real

Datos prácticos

Coordenadas

42º 47’ 33’’ N, 4º 15’ 37’’W

Distancias

Palencia 98 km, Burgos 84 km, Santander 106 km, Madrid 304 km

Aparcamiento

Sin dificultad

Altitud

892 m

Habitantes

7160 (2013)

Fiestas patronales en honor a San Juan y San Pedro (finales de junio)

Martes de Carnaval (el entierro de la sardina se sustituye por la Quema de la galleta), Encuentro Internacional de Artistas Callejeros (ARCA, en verano), Mercado medieval (julio), Feria de Antigüedades y Almoneda (comienzos de septiembre)
Semana de Cine Español (diciembre)

Monjas del Convento de las Clarisas (tartas y dulces artesanales)

Otros destinos próximos

About the author

DEJA TU COMENTARIO

Simple Share Buttons
Simple Share Buttons

Utilizamos cookies de terceros para mejorar la usabilidad para dispositivo de usuario. Si usted continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración y obtener más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar