Que ver en Oviedo

Que ver en Oviedo. La ciudad que dió nombre al primer reino

Fue la primera capital del reino cristiano desde el que se inició la reconquista de la Península. Ahora es un importante centro monumental, cultural y gastronómico, desde el que recorrer el bello principado asturiano. Hay un gran patrimonio histórico que ver en Oviedo.

Planifica tu escapada a Oviedo

Para conocer que hay que ver en Oviedo necesitas un fin de semana completo. Tanto si el viajero es un amante de la sidra, como si lo que se busca es el patrimonio monumental, en el casco viejo lo encontrará todo en abundancia. Oviedo es una ciudad muy bien urbanizada y completa para el visitante. Dispone de atractivos culturales como su Museo de Bellas Artes. Otro monumento es la Cámara Santa de su catedral, donde descansan las joyas de los primeros reyes cristianos.

Para completar la visita con lo mejor de la gastronomía asturiana nuestra sección Dormir y Comer en Oviedo recoge todo lo que hay que saber al respecto, además de una importante selección de restaurantes y hoteles. Si aún hay ganas de saber que ver en Oviedo y sus alrededores, es posible alargar la escapada visitando las ciudades cercanas de Avilés y Gijón, o acercarse a la villa marinera de Candás.

¿Quieres conocer este sitio?

En el año 761, el monje Máximo y su sobrino Fromestano fundaron una iglesia dedicada a San Vicente cerca de una colina llamada Oveto, donde se encontraban las ruinas del campamento romano de Lucus Asturum. Allí el rey Fruela I construyó una basílica dedicada a San Salvador. Esta es la actual catedral, un edificio que siempre hay que ver en Oviedo. Además, mandaría construir otros edificios en donde nacerió su hijo, el futuro Alfonso II el Casto. Al convertirse en rey, Alfonso amuralló la villa y compró gran cantidad de reliquias para la basílica.

A partir del 812, año en que se descubre en Compostela la tumba del Apóstol, el rey peregrina allí y promoverá la catedral de Oviedo como punto de parada de peregrinos. Como muestra máxima de apoyo a su villa, se tituló “rey de Oviedo”.

En el siglo X la reconquista de territorios hacia el sur aconsejó el traslado de la capital del reino a León. Así, en 1075 el rey Alfonso VI pasa a autotitularse “de León”.

El rey haría una ceremoniosa peregrinación a la basílica de San Salvador y abrió el Arca Santa de las reliquias. El Rey consiguió abrirla sin contratiempos, demostrando la aprobación de las reliquias a su reinado. A partir de aquí comenzó una costumbre peregrina: “Quien va a Santiago y no a San Salvador, honra al siervo y descuida al Señor”.

El 8 de julio de 1388 se firmó un tratado en la localidad gallega de Baiona por el que el rey Juan I de Castilla crea el título de “Príncipe de Asturias”, para el heredero de la Corona, el futuro Enrique III.

La historia de Oviedo transcurre sin grandes hitos hasta el siglo XVIII. En este momento adquiere gran esplendor por la actividad del erudito Benito Jerónimo Feijoo y la Sociedad Económica de Amigos el País.

El 9 de mayo de 1808 llegan las noticias del alzamiento de Madrid; un grupo de estudiantes y de armeros vascos se apoderan de armas de la fábrica y tratan de asaltar la Audiencia; poco después se forma una Junta de defensa contra los franceses. Estos ocuparán Oviedo el 31 de enero de 1810, convirtiendo la catedral en cuartel.

A mediados del siglo XIX se produjeron varios enfrentamientos entre los ovetenses, en su gran mayoría liberales, y voluntarios “realistas” o carlistas. Los ovetenses conmemoran éstos enfrentamientos cada 19 de octubre con la fiesta del Desarme.

antigua foto calle fruela oviedo
Antigua vista del Banco Herrero y la Calle Fruela, en Oviedo

En el siglo XIX se produce una importante industrialización, producto de la explotación del carbón que se transportaba a través de sus puertos al País Vasco y al extranjero, la llegada del ferrocarril y la apertura de varios bancos y sociedades mercantiles. Una pujanza que se aumentó aún más con la vuelta de indianos después de la pérdida de la isla de Cuba en 1898.

En los años treinta del siglo XX la ciudad de Oviedo sufrió terribles destrucciones. Octubre de 1934 fue la fecha en que los obreros dinamitaron la Cámara Santa de la catedral e incendiaron la biblioteca universitaria. En julio de 1936 el coronel Aranda se sublevó contra el Gobierno. Fue cercado durante noventa días por las milicias obreras. Sobre la ciudad cayeron más de 120.00 bombas. Se destruyó un 75% de las viviendas y gran parte de su patrimonio artístico. En la posguerra se puso en marcha un plan de reconstrucción, declarándose su casco antiguo zona monumental en 1955.

En 1980 se constituyó la Fundación Príncipe de Asturias, para contribuir a la exaltación y promoción de cuantos valores científicos, culturales y humanísticos son patrimonio universal. Cada año recomendamos ver en Oviedo esas celebraciones.

A continuación leer Que ver en Oviedo.

A pesar de las destrucciones que sufrió el centro urbano de Oviedo en 1934 y 1936, se conserva buen número de casas burguesas que ver en Oviedo. Un ejemplo está en la calle del Marqués de Santa Cruz, como el Palacio de la Diputación Provincial (1910). Es la actual sede de la Junta General del Principado de Asturias, en el que resaltan las vidrieras. Tras este inmueble destaca el Banco Herrero. En la vecina Escandalera, es el caso de la casa de Soledad Menéndez Conde (1904), una de las joyas del eclecticismo de estilo francés.

Sorprende, en el arranque de la histórica calle del Rosal, la Casa de Aureliano San Román por su fachada cerámica, debida a Daniel Zuloaga, otro precioso edificio que hay que ver en Oviedo.

La antigua Traslacerca nos lleva directamente al pie del casco antiguo. Tras contemplar el Monumento a Jovellanos entramos en el barrio eclesiástico. Allí encontramos el edificio barroco del Real Monasterio de San Pelayo. Este conserva un importantísimo archivo medieval. Sus moradoras, “Las Pelayas” son conocidas por sus grabaciones de canto gregoriano.

Tan sólo un muro medianero separa el dominio de San Pelayo respecto al de San Vicente. Este es un gran monasterio benedictino que pasó a ser Iglesia Parroquial de Santa María La Real de La Corte (s.XVI). Conserva un importante conjunto de esculturas y retablos barroco. También acoge el enterramiento del célebre Padre Feijoo, que fue su abad. Su claustro es sede del Museo Arqueológico de Asturias, que presenta una colección de arte prehistórico, castreño, romano y de prerrománico asturiano.

que ver en Oviedo
Escultura Fernando Botero

En la plaza de la Corrada del Obispo se halla el Palacio Episcopal (s. XVI), uno de los lugares más importantes que ver en Oviedo. Tras la sobria Puerta de la Limosna de la catedral, aparece el magnífico claustro gótico. En el piso superior está la sede del Museo de la Iglesia, con una colección extraordinaria de marfiles medievales.

Rodeando la catedral gótica por la calle del Tránsito de Santa Bárbara se accede a la Cámara Santa. Es una capilla medieval que custodia las reliquias de la Catedral y las joyas de la Monarquía Asturiana. Estas son: la Cruz de los Ángeles (808), la Cruz de la Victoria (908), la Caja de las Ágatas (910), la Arca Santa y el famoso Santo Sudario, la reliquia principal de la catedral.

También merecen especial atención el Apostolado y el Calvario, esculpidos en piedra (s. XII). A través de una escalera se pasa a la catedral, donde nos recibe una excelente imagen del Salvador. El templo se caracteriza por una rica ornamentación que ver en Oviedo. Destaca el Retablo Mayor (1531), obra maestra debida a Giralte de Bruselas y Juan de Balmaseda. Además, encontrarás la manierista imagen del Cristo de Velarde, atribuido a Berruguete. Además, la Catedral conserva el segundo Panteón Real más importante de España, conocido como el “Santuario de la Virgen de las Batallas”.

No hay que perderse el barroco aspecto de la Capilla de Santa Eulalia de Mérida, patrona de la Ciudad.

En el exterior, frente a la catedral se encuentra la Casa de la Rúa (s. XV), vinculada en origen al Contador Mayor de los Reyes Católicos. Entre los palacios próximos está el de las Casas Consistoriales, levantado sobre la muralla medieval. Otras residencias nobiliarias son las de los condes de Toreno y Valdecarzana-Heredia, duque de “El Parque”. Las más importantes son las del marqués de Camposagrado, sede del Tribunal Superior de Justicia del Principado de Asturias.

Muy cerca se localiza el clasicista edificio fundacional de la Universidad de Oviedo (s. XVI). Se levantó según trazas de Rodrigo Gil de Hontañón, de austero patio. Dispone de una importante Biblioteca al igual que su colección artística. Este será uno de los edificios por excelencia que ver en Oviedo.

catedral san salvador oviedo
Catedral de San Salvador

Encontramos otros rincones encantadores que ver en Oviedo en la antigua Plaza del Pescado de Trascorrales (s. XIX). También puedes ir al Mercado de El Fontán cercano a la la Iglesia Parroquial de San Isidoro el Real.

Muy próximos a la catedral está el Museo de Bellas Artes de Asturias. Este se aloja en el Palacio de Velarde y la Casa de Oviedo-Portal. Allí se conserva una importante colección de arte español y asturiano que ver en Oviedo.

En los alrededores es recomendable visitar el Monte Naranco. Allí hay una monumental estatua del Sagrado de Corazón de Jesús y una excelente panorámica. A 3 km del centro está el Palacio de Santa María del Naranco y la Iglesia de San Miguel de Liño, edificados en 848. El primero fue una auténtica aula regia que despunta por su decoración. Este se ha convertido en uno de los edificios que ver en Oviedo y estudiar; es un tesoro de la historia.

En el Centro de Interpretación del Prerrománico Asturiano, nos explican otros monumentos declarados Patrimonio de la Humanidad. Algunos ejemplos son la Iglesia de Santullano y la Foncalada.

Es lo principal que ver en Oviedo.

Imprescindibles

Teatro Campoamor oviedo
Teatro Campoamor
santa maria naranco
Santa María del Naranco

Datos prácticos

Coordenadas

43° 21′ 42″ N, 5° 50′ 57″ O

Distancias

Avilés 30 km, Gijón 29 km, 120 León, Santander 193, Madrid 438 km

Aparcamiento

Estacionamiento gratuito en Ventanielles ( junto al Palacio de los Deportes, próximo a la salida a Gijón). En el centro hay zona azul y es recomendable el parking de pago de la Plaza de la Escandalera

Altitud

228 m

Habitantes

225 089 (2013)

Martes de Campo, Martes de Pentecostés, fiesta muy arraigada. Se conmemora la muerte, en 1233, de Velasquita Giráldez. Fue una acaudalada noble de la ciudad que legó su fortuna a la cofradía de los alfayates o sastres.

Es tradición degustar el bollu preñáu -bollo relleno de chorizo- regado con vino.

Feria de La Ascensión (primavera), San Mateo, el 21 de septiembre. Las fiestas están relacionadas con la concesión, en el siglo XIV, de mano del Papa Eugenio IV, del Jubileo de la Santa Cruz. Gracias a este, los romeros que llegaran a Oviedo entre el 14 y el 21 de septiembre ganarían las indulgencias plenarias.

Comentarios Facebook

About the author

Comentarios

  • haz clic aqui 27 marzo, 2017 at 11:17 am

    He estado explorando un poco por posts de alta calidad o entradas en blogs sobre estos contenidos. Explorando en Google por fin encontré este sitio web. Con lectura de esta información, estoy convencido que he encontrado lo que estaba buscando o al menos tengo esa extraña sensacion, he descubierto exactamente lo que necesitaba. ¡Por supuesto voy hacer que no se olvide este sitio web y recomendarlo, os pienso visitar regularmente.

    Saludos

Simple Share Buttons
Simple Share Buttons

Utilizamos cookies de terceros para mejorar la usabilidad para dispositivo de usuario. Si usted continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración y obtener más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar