Huelva es una de las provincias de Andalucía con más encanto y no solo porque allí se encuentre el Parque Nacional de Doñana. Es también porque, más allá de las grandes urbes, Huelva esconde decenas de pueblos que año tras año se han ganado el reconocimiento y el interés de los turistas. Desde ciudades fortificadas, puertos con historia, parajes naturales, hasta las casitas blancas que hacen que uno se sienta como en una postal vacacional. Aquí se recogen 11 pueblos bonitos de Huelva que invitan a conocerlos y empaparse del hechizo de estas tierras.

Palos de la Frontera y Cristóbal Colón

Carabelas de Palos de la Frontera

Carabelas de Palos de la Frontera | Shutterstock

Este puede ser uno de los pueblos más sonados de la provincia, y no por cualquier cosa. Desde Palos de la Frontera fue desde donde Cristóbal Colón partió a las Américas en compañía de sus tres famosas carabelas. Es por eso que, aún en el puerto, se puede ver una recreación de los tres navíos para rememorar este gran hallazgo.

Pero eso no es lo único que da vida a este lugar: el monasterio de la Rábida ha sido declarado Monumento Nacional hace más de 100 años. Además, cuenta con una serie de museos donde se puede profundizar en la historia y los hallazgos de aquel primer gran viaje de occidente a América.

Ríotinto, un paisaje único

 

Minas de Ríotinto

Minas de Ríotinto | Shutterstock

Esta localidad de Huelva se ha convertido en un paraje muy deseado para los amantes del cine y escenarios fantásticos, y todo se lo debe a su famosa mina. Durante años, este lugar fue el centro de una importante mina y ahora sus restos han dejado un paisaje único lleno de cráteres, poca vegetación, restos de locomoción y unas aguas de colores terrosos que no se olvidan fácilmente. Una vez allí, se tiene la posibilidad de hacer un recorrido en tren por la antigua mina e impregnarse más del extraordinario y especial ambiente que se respira.

Niebla, una ciudad amurallada

Castillo Guzmán en Niebla

Castillo Guzmán en Niebla | Shutterstock

Niebla es uno de los pueblos más bonitos de Huelva, con una estructura y arquitectura destacada y cuidada. Está posicionado sobre un cerro a orillas del Río Tinto. Destaca su gran recinto amurallado y el Castillo de Niebla, todo ello legado de la época almorávide. Este lugar se ha ganado el puesto como uno de los mejores conservados del país.

Entre sus calles, se puede sentir a cada paso la herencia musulmana y cristiana que convivió tantos años con una mezcla de estilos orientales, mudéjares y góticos. Así mismo, a las afueras del pueblo, se pueden visitar unos recintos funerarios que datan del año 2.000 a.C. y que, sin duda, no dejan a nadie indiferente.

Almonte y la aldea del Rocío

La aldea de El Rocío

La aldea de El Rocío | Shutterstock

Almonte es una de los pueblos más importantes de la provincia de Huelva y es que es el lugar donde se encuentra el reputado Parque Nacional de Doñana, considerado una de las reservas más importantes a nivel europeo por sus parajes de dunas, marismas y bosques.

Pero Almonte no solo es famoso por dar acceso a este singular paisaje, sino por tener una de las aldeas con más encanto y devoción de todo el país: el Rocío. Esta pequeña aldea es conocida por todos por sus casitas blancas, su ambiente desértico y su gran Ermita de la Virgen del Rocío, donde se encuentra la consagrada Blanca Paloma que, año tras año, atrae a miles de fieles.

Ayamonte y sus playas

Vista aérea de Ayamonte

Vista aérea de Ayamonte | Shutterstock

Ayamonte es uno de los pueblos más alejados a la capital de la provincia, exactamente a 55 kilómetros, situándose muy cercano a la frontera con Portugal. Su urbe tiene lugares interesantes como la parroquia del Salvador o la Iglesia de Nuestra Señora de las Angustia.

Sin embargo, lo que vuelve única esta pequeña localidad son sus enormes y reputadas playas. Su localización es muy privilegiada y es por ello que cuenta con grandes playas como Isla Canela o Punta el Moral. Además, las marismas de Isla Cristina son uno de los mayores atractivos naturales y es ideal para hacer deportes como windsurf o vela.

El Rompido en el paraje de La Flecha

Playa de El Rompido

Playa de El Rompido | Shutterstock

Puede que no sea una de las ciudades más llamativas de esta lista, pero, sin duda, las playas de El Rompido conseguirán cautivar a cualquiera. En especial, la Playa de Nueva Umbría, situada en pleno paraje natural de La Flecha. Esta larga playa de arena blanca es ideal para las personas que buscan un poco de tranquilidad y lugares más desconocidos. Las aguas de esta playa están entre la inmensidad del Atlántico y el río Piedras.

Este pequeño oasis natural está bien comunicado con otros lugares de interés, como la propia reserva de Doñana o la ya mencionada Isla Cristina. Por lo que, si lo que se busca son unas vacaciones dentro de la naturaleza, El Rompido puede ser un lugar perfecto. Uno de los pueblos más bonitos de Huelva.

Alájar, un santuario natural

Ciudad de Alájar

Ciudad de Alájar | Shutterstock

Este pueblo se encuentra en uno de los entornos más privilegiados de la zona ya que, a sus 800 metros sobre el nivel del mar, se posiciona dentro del Parque Natural Sierra de Aracena y Picos de Aroche, una enorme y reputada reserva de la zona. Los amantes del senderismo y el deporte en la naturaleza acabarán encantados y satisfechos.

El pueblo es también famoso por la Peña de Arias Montano, el teólogo que le dio nombre, la Peña de Alájar y una numerosa cantidad de cuevas que lo convierten en una zona de culto dentro de la naturaleza.

Sanlúcar del Guadiana, a un paso de Portugal

Atardecer en Sanlúcar de Guadiana

Atardecer en Sanlúcar de Guadiana | Shutterstock

Este lugar, como su propio nombre indica, se encuentra a la orillas del río Guadiana en la frontera con Portugal y, a pesar de ser muy pequeño, su localización lo convierte en un lugar hermoso que visitar.

El pueblo está dotado de casitas bajas y blancas distribuidas desordenadamente y siguiendo la orilla del río. Desde uno de sus atractivos principales, el Castillo de San Marcos, en lo alto de la colina, se logra tener unas vistas privilegiadas de todo el pueblo y del paraje fluvial donde se encuentra, destacando la Dehesa de San Silvestre.

Moguer y Juan Ramón Jiménez

El Cabildo de Moguer

El Cabildo de Moguer | Shutterstock

Esta localidad de Huelva no solo destaca por su relación con Cristóbal Colón y la llegada a América. Moguer destaca, sobre todo, por la relación que tiene con Juan Ramón Jiménez y su aclamada obra Platero y yo.

Es en la Plaza de las Monjas donde podemos encontrar un homenaje a esta conocida novela con la escultura “asnografía”. Así mismo, hay un monumento a Colón que hace que visitar este pueblo sea toda una experiencia cultural. El pueblo está lleno de vida y actividad por las calles, y tiene varios lugares de interés como la Iglesia de Nuestra Señora de la Granada.

Almonaster la Real y su herencia histórica

Almonaster la Real

Almonaster la Real | Shutterstock

Este pueblo es uno de los lugares de Huelva que tiene mayor peso cultural en cuanto al legado musulmán que tuvo Andalucía durante años. El pueblo aún conserva en el casco histórico la muralla intacta, la plaza de toros y la antigua mezquita. Todo ello lo convierten en todo un atractivo histórico y cultural para los curiosos que decidan pasarse a conocerla. Actualmente, todo el patrimonio se ha preservado y se ha adaptado para poder usarlo como un centro cultural donde lo nuevo y lo antiguo convive y converge.

La pintoresca Aracena

Colina de Aracena

Colina de Aracena | Shutterstock

Aracena es uno de los pueblos de esta lista que mejor conserva y proyecta el estilo andaluz que mucha gente busca. Su privilegiada locación lo sitúa en plena Sierra de Aracena y Picos de Aroche, por lo que puede ser una buena opción para la gente que busca un entorno natural. Por otro lado, el interior de sus callejuelas de casas blancas son un gran atractivo para todos aquellos que quieran disponer de un pedacito de calma al más puro estilo onubense.