Qué ver en La Calahorra

El baluarte renacentista de Don Rodrigo

Al pie de las imponentes cumbres de Sierra Nevada, esta población sobresale por su Castillo-Palacio. El complejo representa una de las primeras muestras de arquitectura renacentista española. Asimismo, el lugar da acceso desde el norte a la comarca de las Alpujarras. No te pierdas la historia y lo mejor que ver en La Calahorra.

Planifica tu escapada a La Calahorra

Situado en la comarca de Guadix, este pequeño municipio se puede recorrer en pocas horas. Lo principal que ver en La Calahorra es su castillo, por lo que conviene asegurarse de asistir en horario de visita. La Iglesia Parroquial de Nuestra Señora de La Asunción y la Ermita de San Gregorio son los otros hitos notables del lugar.

Para complementar la escapada, al norte queda Guadix y sus famosas cuevas. Otra alternativa próxima es la histórica capital provincial, Granada. En el terreno natural, el Parque Natural de la Sierra de Baza y el magnífico Parque Nacional de Sierra Nevada son las principales referencias. En las páginas sobre dormir y comer en La Calahorra queda explicada la gastronomía local, así como los mejores alojamientos. Por último, el municipio es propicio para el turismo activo en Granada.

¿Quieres conocer este sitio?

Antes de ahondar en lo que ver en La Calahorra lo ideal es repasar su historia. Así, esta comenzó con los fenicios. Tras la ocupación romana, el territorio pasó a integrar la provincia BastetanaArcilacis, más tarde llamado Alcalá Horra/Castillo de las Peñas, fue un importante enclave. Baluarte natural, de tal condición viene su nombre.

Los visigodos ocuparon la colina que domina ese territorio. Su último alcaide fue el célebre Conde Don Julián. Después de la invasión musulmana prosperó gracias a la producción ganadera y cerealista. También por las moreras, base de la industria de la seda. Los árabes edificaron un alcázar que resistirá los ataques cristianos hasta 1489. Entonces, por orden del rey nazarí El Zagal, se firmó una capitulación con los Reyes Católicos. Los sus pobladores fueron autorizados a quedarse, manteniendo sus propiedades y costumbres.

Rodrigo Díaz de Vivar y Mendoza, primogénito del cardenal Mendoza, recibió el marquesado de Zenete hacia 1491. Para asegurar sus nuevos dominios, con una poco fiable población morisca, a partir del año 1500 demolió el alcázar musulmán. De este modo empezó a edificar el Castillo de La Calahorra junto a un arquitecto segoviano. A la vez heredero del condado del Cid en Jadraque, su violencia le costó caro. Así, se enfrentó a Isabel la Católica por seducir a una muchacha de quince años, que secuestró de un convento. Estuvo en prisión hasta la muerte de la reina en 1504.

antigua foto Castillo de La Calahorra
Castillo de La Calahorra.

Don Rodrigo viajó dos años por Italia, donde concibió la transformación palaciega de La Calahorra. Entre 1509 y 1512 un arquitecto italiano preparó en su país natal los mármoles y decorados del interior del castillo. De este modo obtendría su estilo renacentista.

Como fortificación, el Castillo de La Calahorra fue de los construidos con elevadas murallas verticales. Estas resultaban ya poco apropiadas para resistir ataques artilleros. Con todo, resultó lo suficientemente fuerte como para resistir varios asaltos de los moriscos. Estos atacaron entre 1568 y 1569. Al ser finalmente derrotados, fueron desterrados al reino de Castilla, siendo sustituidos por colonos cristianos.

La decadencia de esta antigua plaza fuerte se extendió durante siglos. Finalmente, en 1834 La Calahorra fue despojada de su posición como cabeza de partido judicial. A finales del siglo XIX las comunicaciones se vieron mejoradas con la llegada del ferrocarril en 1895. La explotación de las minas de hierro de Alquife trajo cierta recuperación económica en la comarca. La población cobró fama al situar allí Antonio Gala un episodio del El Manuscrito Carmesí.

A continuación, lo mejor que ver en La Calahorra.

Dado que los únicos días que la fortaleza admite visitas son los miércoles, es entonces cuando se debe realizar la visita al lugar. Sin embargo, siempre conviene contactar con los gestores del monumento para asegurarse. Sea como fuere, es en el Castillo de La Calahorra donde arranca este recorrido.

Levantado entre 1509 y 1512, posee unos interiores renacentistas elaborados y enviados desde Italia. Es así un edificio excepcional, ya que en la época dominaba el estilo gótico-isabelino. El exterior es austero y macizo. Mientras tanto, dentro sobresale su hermoso patio de dos pisos dotado de doble hilera de arquerías. También destacan las balaustradas de mármol de Carrara, la imponente escalera y los artesonados. Actualmente pertenece a la casa nobiliaria del duque del Infantado. El Castillo de La Calahorra es el emblema de toda la comarca y del marquesado.

Vista del Castillo de La Calahorra y la localidad
Vista del Castillo de La Calahorra y la localidad en la actualidad.

Siguiendo con lo que ver en La Calahorra, le toca el turno a su principal templo. Se trata de la Iglesia Parroquial de Nuestra Señora de La Asunción (S. XVI). Posee planta rectangular y torre, situándose en la céntrica Plaza de la Constitución. Consta de una sola nave con un bello artesonado. Destaca, además, la capilla del Santo Cristo de las Penas. Tal espacio contiene un curioso retablo polícromo de piedra y mármol. Asimismo, guarda una notable imagen de San Gregorio.

En las afueras de la localidad se halla la Ermita de San Gregorio (1675). El edificio con el que concluye lo que ver en La Calahorra cuenta con artesonado y pinturas al fresco recientemente descubiertas. Además es famosa por acoger en su entorno la Carrera de las nueve vueltas. Esta consiste en una carrera de muros que rodean el templo.

Imprescindibles

calahorra
Castillo
Dónde dormir en La Calahorra
Ayuntamiento

Datos prácticos

Coordenadas

37° 10′ 46″ N, 3° 3′ 44″ W

Distancias

Granada 74 km, Sevilla 319 km, Madrid 457 km.

Aparcamiento

Es recomendable dejar el vehículo en las inmediaciones de las vías de acceso a la población.

Altitud

1192 m.

Habitantes

765 (2012).

Las principales fiestas que ver  en La Calahorra son estas. San Antón (enero), Semana Santa, San Marcos (25 de abril), Fiesta de Las Cruces (mayo), Fiestas Patronales de San Gregorio Nacianceno (en torno al 9 de mayo), La Ascensión, Fiesta de la Virgen de Fátima (13 de mayo). También San Isidro Labrador (15 de mayo), Fiesta del Santo Cristo de las Penas (agosto – septiembre).

Un evento notable que ver en La Calahorra es la Carrera de las nueve vueltas (enero).

Otros destinos próximos

About the author

España Fascinante usa cookies para asegurarte una experiencia maravillosa. Si usted continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración y obtener más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar