fbpx

¿Cuál ha sido la temperatura más baja registrada en España?

Temperatura más baja España

Para encontrar el día en el que la tierra se congeló, literalmente, en nuestro país no hay que remontarse a una época muy lejana. De hecho, fue hace muy poco. A principios de 2021, coincidiendo con el histórico temporal de Filomena. La Asociación Meteorológica del Noroeste Peninsular (Noromet) registró entonces, concretamente en la madrugada del 7 de enero, una temperatura de -35,4º en la Vega de Liordes, una zona del Parque Nacional de Picos de Europa en la vertiente leonesa.

Un récord que no está aceptado oficialmente

Esta bajísima temperatura rompía así el récord alcanzado tan solo un día antes en la estación meteorológica de Clot del Tuc de la Llança, en Lleida. En este caso, los mercurios se quedaron en los -34,1º. Sin embargo, ninguno de estos datos está reconocido por la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), por lo que no se trata de un registro oficial.

El portavoz oficial de dicho organismo señalaba, en un artículo de La Vanguardia, que la Aemet “al no ser propietaria de estaciones como las de Clot de la Llança y Vega de Liordes, ni ser responsable de su mantenimiento ni calibración, no puede dar carácter oficial a estos datos”. Sin embargo, el portavoz agradecía la labor de asociaciones ajenas a la Aemet con las siguientes palabras: “Es sobresaliente el trabajo realizado por diversas asociaciones de aficionados a la meteorología a la hora de desplegar y mantener redes de observación que permiten un mejor conocimiento del clima en nuestro país”.

Vega de Liordes
Vega de Liordes, León. | Shutterstock

Según los datos oficiales, para encontrar la temperatura más baja alcanzada en España habría que situarse entonces en el 2 de febrero de 1956. En aquel día el termómetro llegó a marcar los 32º bajo cero en la desaparecida estación de los Pirineos Estany Gento, en Lleida. Mientras que la temperatura más baja registrada en una ciudad patria fue de 30º bajo cero en Fuentes Claras, Teruel. Fue el 17 de diciembre de 1983.

También te puede interesar  El desfiladero más grande de España

Las piscinas de aire frío de Vega de Liordes

En cualquier caso, Vega de Liordes es una zona que tiende a alcanzar temperaturas extremadamente bajas en momentos puntuales del invierno. Así, este enclave ha superado los -30º bajo cero en varias ocasiones. Esto es debido a un fenómeno natural que tiene cabida en la zona, las conocidas como piscinas de aire frío. Debido a la morfología del terreno, el aire frío tiende a acumularse en la vega como si de una piscina se tratara. Si además a la ecuación se le añade la nieve, voilà: ya tenemos una piscina de aire frío.