Guía de la cerveza por España

La cerveza por España se ha convertido en un arte: cómo tomarla, cómo se llama según la localidad, cómo pedirla, sus características, su historia… ¡Quien conozca todos estos secretos se hará con el trono de la cerveza! La cerveza en España es sinónimo de salir con los amigos, todo un encuentro social. Se ha convertido en parte de nuestro estilo de vida, pero a veces un acto tan cotidiano como pedir una cerveza por España puede llegar a ser un reto.

La cerveza por España o la primitiva caelia

cerveza por España

La historia de la cerveza por España tiene su inicio en los pueblos íberos. Su consumo era habitual y se consideraba una bebida fermentada producida con cereales. Sin embargo, la cerveza no siempre se ha denominado así. Su nombre primitivo era caelia. Cuando la península ibérica es tomada por los romanos, la cerveza por España queda relegada en favor de una bebida también muy popular: el vino.

Durante el siglo XIX retoma su perdida popularidad, aunque tiene que competir con otras bebidas muy consumidas en la sociedad española como los licores. Con las mejoras tecnológicas del siglo XX y el auge del turismo, la cerveza por España se convierte en una bebida habitual en los bares y restaurantes. Desde los años 70, la cerveza por España está unida a las tapas, momento en el que comienza su esplendor.

La cerveza no cuenta con una receta única, aunque sus ingredientes principales no varíen (cereal, agua y lúpulo), se elabora gracias a distintos procesos y variantes que hacen que cada bebida sea especial.

Tipos de cerveza y claves para tomarla

cerveza por España

Son muchos los tipos de cerveza por España y el mundo, ya que cualquier variación en su elaboración da como resultado cientos de sabores diferentes. Popularmente, en España se pide una rubia, una tostada o una negra. ‘Cerveceros de España’ las divide por su fermentación, por lo que la clasificación se simplificaría a dos tipos: alta y baja.

Las lager son las cervezas de baja fermentación y pueden encontrarse desde más claras a doradas, así como tostadas y negras. En España, las más habituales son las Lager Pilsen, que fermentan entre 0º y 4º. Se trata de cervezas rubias con notas frescas, ligeras y suaves. Según su origen  nos encontramos las Pils/Pilsner o tipo Pilsen, Viena, Munich… Según su elaboración las hay ahumadas, de centeno, negras, de temporada, Bock, Rauchbier, Steam…

Las cervezas de alta fermentación fermentan hasta alcanzar temperaturas de 24º. Están las Ale, que se pueden clasificar según su origen o características de elaboración; las Stout, cervezas negras, amargas y cremosas que pueden ser secas o dulces; y las Porter, ligeras, tostadas y negras.

Las cervezas de fermentación espontánea se realizan mediante cepas salvajes de levadura y se dividen entre los tipos Lambic, Faro y Gueuze. El auge de las cervezas artesanas y de las cervezas sin alcohol abre un abanico de posibilidades para los amantes de la cerveza por España.

Formas de pedir la cerveza por España

cerveza por España

Por una parte tenemos el quinto, un formato de 20 centilitros también conocido como botellín. Se denomina así en toda España sin alcanzar controversias, pero con la caña la cosa se complica. Por ejemplo, en la mayoría de localidades una caña es una cerveza de grifo con una medida semejante a un quinto; sin embargo, en otros lugares la caña se relaciona con una cerveza más grande.

Si pasas por el País Vasco, cuidadín: para ellos la caña es lo que en Madrid se considera un doble. En tierras vascas también podrás incluir en tu vocabulario el zurito, una cerveza más pequeña que una caña, el típico corto en otras localidades, y el cañón, que sería el doble de una caña.

La denominación “corto” (un formato pequeño de entre 100 y 140 mililitros) es muy usada en Castilla y León. En Galicia, un corto es una caña de las de siempre. Además de “corto” -muy usado en Castilla y León- y “zurito”, en Aragón este formato pequeño de entre 100 y 140 mililitros más pequeño que una caña también tiene nombre propio: “penalti”.

A los que les guste mucho la cerveza siempre pueden pedir un “mini” en Madrid, un katxi en País Vasco y Navarra y un “tanque” en Cantabria.

Y si lo que te gusta es la cerveza con  refresco de limón o gaseosa, tienes que pedir una “clara”. En Cataluña si pides una “clara” te traerán una cerveza con limón y en Galicia te la servirán con gaseosa.

cerveza por España

Si pasamos al terreno de las botellas, la cerveza por España suele pedirse en formato quinto o de botellín. El quinto se denomina de esta manera por ser la quinta parte de un litro, suele llamarse así en el noroeste de España, y el botellín es la botella más pequeña. Los madrileños también lo llaman botijo.

Por su parte, el tercio es una buena botella, pero la más grande es la litrona. Si quieres un tercio de litro de cerveza, esto es lo que pides. En Cantabria y Asturias se denomina media y en Cataluña mediana.

¿Con qué acompañar la cerveza?

cerveza por España

Las rubias son ideales para combinarlas con platos de marisco, pollo o cerdo asado y ensaladas. Las cervezas negras se pueden servir con alimentos fritos o con sabores picantes, mientras que las tostadas con ahumados y productos cárnicos.

Comentarios Facebook

About the author

Simple Share Buttons
Simple Share Buttons