6 razones para comer espinacas

Seguro que si a la mayoría de nosotros nos preguntasen qué consideramos que nos aporta las espinacas, muchos responderían que una gran cantidad de hierro. Cuánto mal has hecho Popeye. Aunque siempre nos hayan hecho pensar que la fuerza de Popeye se debía al gran aporte de hierro de las espinacas, esto no es totalmente verdad. Existen muchos otros alimentos que contienen más cantidad de este elemento y, no solo eso, sino que el hierro de origen animal es más fácil de absorber. Hoy vamos a repasar por qué debemos comer espinacas más allá de la creencia de que nos hará más fuerte:

En caso de querer controlar el peso: Si quieres cuidar tu alimentación este ingrediente es ideal para incluirlo tanto en comidas como en cenas. Gracias a su bajo contenido en hidrato de carbonos y grasas aporta muy pocas calorías (22 por 100g). Por si esto fuera poco  su contenido en fibra es considerable lo que permite una mayor sensación de saciedad durante más tiempo.

Protege tu cuerpo de enfermedades: Las espinacas destacan por su riqueza en vitaminas y minerales, superando a la mayoría de los vegetales. Entre sus vitaminas destaca un gran número de antioxidantes que bloquean el efecto dañino de los radicales libres con lo que se previenen riesgos cardiovasculares, de cáncer y enfermedades degenerativas.

Buenas digestiones: El agua es el principal componente de las espinacas que, unido a la fibra, favorece al tránsito intestinal. La fibra contribuye a prevenir y mejorar el estreñimiento así como la reducción del colesterol y la velocidad de paso de los azúcares hacia la sangre, por lo que beneficia en caso de riesgo cardiovascular y diabetes.

Contra la retención de líquidos y la presión arterial: Su alto contenido en potasio y bajo en sodio potencian una acción diurética lo que se refleja en la eliminación de los líquidos. Con ello también se fomenta la eliminación de otras sustancias desechables a través de la orina. El ácido fólico presente en las espinacas también contribuye a la reducción de la hipertensión y relaja los vasos sanguíneos, mientras se mantiene el flujo sanguíneo adecuado.

Contra la anemia: Si sufres anemia (disminución anormal del número o tamaño de los glóbulos rojos que contiene la sangre) el consumo de espinacas es recomendable por su aporte de hierro y de ácido fólico. Todo ello unido a que es rico en otros muchos minerales que favorecen la formación de glóbulos rojos.

Perfecto para la vista: Las espinacas contienen varios componentes que permiten proteger los ojos. Ejemplo es la vitamina A que, en caso de insuficiencia, produce ceguera nocturna, picor en los ojos sequedad o fotofobia. Otras son la luteína y zeaxantina de las espinacas que ayudan a prevenir la pérdida de visión a consecuencia de la degeneración de la mácula del ojo (es un área pequeña en la retina). Es por ello que actúan como protectores frente al desarrollo de cataratas.

Comentarios Facebook

About the author

Simple Share Buttons
Simple Share Buttons

Utilizamos cookies de terceros para mejorar la usabilidad para dispositivo de usuario. Si usted continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración y obtener más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar