Uvas y champán. Esas dos palabras nos hacen pensar inconscientemente en nochevieja donde el mayor reto es tomarse esas doce uvas sin atragantarse y al unísono de las campanadas. Como la mayoría de los orígenes de las tradiciones gastronómicas. Continuar leyendo