¡No puede haber nada que agobie más que recibir invitados a la mesa a última hora. Aunque te agrade la compañía, tener invitados a comer a veces puede crearnos estrés. No saber qué preparar, si saldrá bien, tampoco queremos excedernos con el. Continuar leyendo