La villa de la temida reina de Chipre y de los arzobispos de Tarragona fue también escenario de famosos crímenes. Actualmente ha sustituido su derruido castillo medieval por los famosos castillos humanos que periódicamente levantan sus célebres. Continuar leyendo