Plasencia tiene un lema “para placer de Dios y de los hombres”. Un placer delicioso es su gastronomía, con productos extremeños que configuran las mejores recetas. Comer en Plasencia tanto de tapas como a la carta son opciones perfectas.El. Continuar leyendo