Así interpreto yo el «Juicio y muerte de un ciudadano» que Mario Gas y Alberto Iglesias han añadido al universal nombre de Sócrates —quintaesencia del ciudadano—. Es su forma de trasladarnos la intención de esta obra: hacer reflexionar. Continuar leyendo