La plaza de toros de Jerez se encuentra en Jerez de la Frontera, provincia de Cádiz. Es considerada la reina del sur ya que su feria es una de las mejores consideradas del panorama nacional. El coso fue edificado en la primera mitad del siglo XIX. Por tanto, es una de las plazas más antiguas y señeras de Andalucía. Las corridas de rejoneo nacieron en esta plaza el 5 de mayo de 1967. También comenzaron su carrera en la plaza toreros de renombre como Joselito el Gallo, etc.

Corrida durante 2009 en la Plaza de toros de Jerez

Corrida durante 2009. | Wikimedia

El edificio es obra del arquitecto Francisco Hernández Rubio. Actualmente cuenta con capacidad para 9.500 espectadores. Es una cifra considerable, aunque menor que la de Vista Alegre en Bilbao pero superior a la coqueta Merced de Huelva. Se construyó  el año 1839. Antes de que se construyera, las corridas se hacían en la plaza de las Angustias, que estaba habilitada para tal labor.

Incendios y reedificaciones

El 7 de junio de 1840 se inaugura la primera plaza de toros. Esta primera construcción era de madera con forma de polígono de 16 lados, de dos plantas y capacidad para 11.000 espectadores. Veinte años más tarde, el 24 de junio 1860, ocurrió una tragedia. Un incendio devastó la plaza de toros. Tras un largo periodo de reconstrucción a manos del arquitecto municipal José Estévez y López, volvió a aparecer en 1872.

Alrededores de la plaza de toros de Jerez

Alrededores de la plaza. | Wikimedia

Unas tres décadas después, el 16 de junio de 1891, padeció un nuevo incendio, más leve que el anterior. Se cierra y se vuelve a inaugurar, esta vez con la forma de la actual plaza de toros, en 1894. Los toreros Guerrita y Bonarillo protagonizaban el cartel y lidiaron toros del Marqués de Villamarta. Esta última remodelación permitió construir una plaza de toros más consistente, aprovechando las estructuras de la plaza anterior. Se la dotó de nuevas funcionalidades.

La Feria de Jerez de la Frontera

La plaza de toros de Jerez mantiene un estilo ecléctico con rasgos regionales, como la de El Puerto de Santa María. Se trata de un toque de arquitectura clásico en este tipo de construcciones. Los azulejos adosados a la fachada de la plaza de toros retratan toros del Concurso de Ganaderías celebrado en septiembre desde 1955 y la Feria del Caballo, llevada a cabo desde 1983.

El colorido y la belleza de la Feria alcanzará su culminación en la tarde de toros. Entonces, el coso de la calle Circo, con su historia a cuestas, se vista de gala para ser escenario de gloria y de tragedia. De ese espectáculo único en el que hombre y fiera juegan con la brisa de la tarde, para dejar prendido del cielo el olé en que el arte se concreta. Una fiesta que quedaría incompleta sin toros.

Vista exterior de la plaza de toros de Jerez

Vista exterior de la plaza de toros de Jerez. | Wikimedia

En el ambiente destacan las mujeres que lucen su traje de gitana en los tendidos. Una miriada de momentos que se combinan en una gran experiencia estética y folclórica. Tal ocasión queda así marcada en el calendario, con un escenario en el recinto que abriera sus puertas el 2 de agosto de 1894, con “Guerrita” y “Bonarillo” en el cartel.

Figuras en Jerez

En esta plaza de toros  han tomado la alternativa toreros como Manuel Lara “Jerezano” o “Capita». Asimismo, el  coso sirvió para que “Guerrita” toreara en público por vez primera. Además, hubo toros como Vistahermosa o Guareño, que tomaron veintitrés o veintiséis varas respectivamente y mataron hasta doce caballos.

Lugar destacado ocupa, sin duda, la Corrida Concurso de Ganaderías. Empezó celebrándose en septiembre, concretamente en la tarde del día 11 del citado mes, de 1955. Hasta la fecha ha venido teniendo lugar primero durante la Fiesta de la Vendimia y a partir de 1983 en la Feria del Caballo. Su mejor exponente quizá sean los azulejos adosados a la fachada de la plaza de toros. Tales piezas hablan de la excelencia, calidad y bravura de aquellos ejemplares a los que les fue perdonada la vida, porque el público solicitó el indulto para ellos.

Durante la Feria Jerez es un espacio clave para las corridas del Arte del Rejoneo. Precisamente este tipo de espectáculo nació en la ciudad el 5 de mayo de 1967. Debido a ello de la población gaditana han salido ilustres caballeros en plaza. Hoy se ve tal forma de la tauromaquia desde la Maestranza a Las Ventas, pasando por cosos como el de Santander o Granada.

La Feria de Jerez se celebra a mitad de mayo, del 12 al 16 aproximadamente. En ella se reúnen los mejores toreros del panorama nacional y una corrida de rejones. En ella han destacado grandes faenas en los últimos años. Por ejemplo, el indulto logrado por El Juli o una salida a hombros de José Tomás.


¿Habilitar notificaciones?.    OK No gracias