Entender y disfrutar el Monasterio de Lluc

En la Sierra de Tramontana, en el entorno del Torrente de Pareis se encuentra el pequeño término municipal de Escorca, donde se halla el lugar religioso y de peregrinaje más importante de Mallorca, el Monasterio de Santa María de Lluc.

Historia del Monasterio de Lluc

Los orígenes del Monasterio de Lluc se remontan al siglo XIII. Según la tradición, un pastor encontró la imagen de una pequeña Virgen negra con el niño Jesús en brazos entre las rocas. Cinco siglos más tarde, en 1881 la Virgen de Lluc pasó a ser la patrona de Mallorca.

Las primeras noticias del monasterio datan de 1246, y hacen referencia a una capilla. Ya en ese momento se consideraba un lugar sagrado, y era el centro de peregrinación por excelencia de la isla. El monasterio actual fue edificado en el siglo XVII.  Ya en el siglo XX, y bajo la dirección de Antoni Gaudí, sufrió diferentes intervenciones. Entre ellas la reconstrucción de la fachada principal y la conclusión de la decoración barroca.

La iglesia del Monasterio de Lluc cuenta con varias distinciones honoríficas. Entre ellas, la de Capilla Real otorgada por el rey Carlos III en 1707, y la de Basílica menor por el Papa Juan XXIII en 1962.

Qué ver en el Monasterio de Lluc

El acceso al monasterio puede hacerse a pie o en transporte público o privado. A la izquierda de la Plaza dels Pelegrins encontrarás el Ayuntamiento del término de Escorca. A la derecha, los porxetsuna galería porticada destinada a acoger a los peregrinos que acuden al monasterio. Al fondo verás la fachada del Monasterio de Lluc.

Monasterio de Lluc
Acceso al monasterio

Diversas edificaciones conforman el conjunto del monasterio. En primer lugar, el llamado “Acolliment“, una nave para reuniones de carácter religioso o cultural. Además, proporciona información para el alojamiento y la orientación de la visita.

La iglesia fue construida entre 1622 y 1691. Tiene planta de cruz latina con una nave y tres capillas laterales. La cúpula del crucero está decorada con un apostolado completo, y en su parte central leemos “AVE MARIA”.

Además, es interesante el retablo mayor de estilo barroco, realizado por Jaume Blanquer. En su parte central está la imagen de la Virgen de Lluc, tallada en piedra en el siglo XIV y completamente policromada. En 1884 la imagen fue restaurada y algunos de sus elementos, como el vestido, fueron sustituidos.

Aneja a la basílica del Monasterio de Lluc está la Nueva Hostelería. Posee una imponente fachada modernista, y ochenta y una celdas o habitaciones. También en esta zona podrás visitar el museo del monasterio, que cuenta con un variado fondo patrimonial. Y también el archivo histórico que conserva los testimonios documentales más importantes de Mallorca.

Por último, para cerrar la visita al Monasterio de Lluc te recomendamos pasear por su jardín botánico, donde descubrirás numerosas plantas autóctonas de Mallorca. Si buscas más información sobre qué hacer en Mallorca te recomendamos consultar aquí.

Monasterio de Lluc
Interior de la cúpula
Monasterio de Lluc
Retablo mayor

Qué comer y dónde dormir cerca del Monasterio de Lluc

Si estáis interesados en visitar la zona y el entorno del Monasterio de Lluc, la población más grande y cercana para alojaros y comer es Soller.

About the author

España Fascinante usa cookies para asegurarte una experiencia maravillosa. Si usted continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración y obtener más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar