Las islas Canarias vienen recibiendo desde finales del siglo XIX un creciente flujo de turistas, muchos de los cuales se han ido convirtiendo en residentes permanentes y en clientes de los anticuarios locales. También hay una floreciente burguesía local acostumbrada a los estilos internacionales. Por ello hay cierto número de anticuarios en las capitales de las islas más importantes, como es el caso de Las Palmas de Gran Canaria, Santa Cruz de Tenerife, Puerto del Rosario y Arrecife; así como en algunas localidades muy turísticas, como el Puerto de la Cruz. La pobreza tradicional de la población canaria hasta bien entrada la segunda mitad del siglo evitó que hubiera una industria local de objetos suntuarios; los objetos suntuarios anteriores al siglo XX vendidos en los anticuarios suelen ser procedentes de la Península y América. Con la extensión del turismos extranjero y los inmigrantes hindús arribaron a las islas en la segunda mitad del siglo XX muebles y obras de arte europeas y de la India. Pero la mayor parte de los objetos antiguos de calidad que se encuentran en los anticuarios de Canarias son piezas etnológicas relacionadas con la agricultura y la ganadería.

A continuación está nuestro directorio de anticuarios de canarias, organizados por islas.

LAS PALMAS
SANTA CRUZ DE TENERIFE

Imagen principal: Monica Arellano-Ongpin